Los 20.000 vecinos de Almoradí siguen sin agua potable cinco días después de la gota fría

Imagen aérea de la ciudad de Almoradí con la rotura del dique del río Segura. / EFE

Por el momento sí se ha devuelto el servicio eléctrico a la población, lo que ha permitido comenzar la vuelta a una cierta normalidad

EFEAlmoradí

Los 20.000 vecinos de Almoradí (Alicante), una de las poblaciones de la Vega Baja más afectadas por la gota fría, siguen sin agua potable en sus casas cinco días después del episodio de lluvias.

La alcaldesa de Almoradí, María Gómez, ha relatado a Efe que los técnicos siguen trabajando para restablecer el suministro y se prevé que pueda reanudar a partir de última hora del día.

En las últimas horas sí se ha devuelto el servicio eléctrico a la totalidad del pueblo, lo que ha permitido comenzar la vuelta a una cierta normalidad.

Gómez ha señalado que el presente episodio de gota fría ha sido «uno de los peores» registrados en la historia por la acumulación de agua aunque ha valorado que, a diferencia de otras ocasiones en el pasado, en la localidad no hay que lamentar pérdidas humanas.

«Esto ha sido muy grave, seguimos superados por la situación e intentando afrontar el restablecimiento de la normalidad. Para la Vega Baja, es de las peores inundaciones de la historia», ha manifestado.

Almoradí ha sufrido numerosos desastres naturales a lo largo de su historia, sobre todo inundaciones aunque también de otra índole, como el terremoto del 21 de marzo de 1829, que destruyó prácticamente la ciudad con unos 200 muertos.

Gómez es, además de alcaldesa, diputada de Recursos Humanos, Patrimonio, Tesorería, Intervención y Secretaría de la Diputación de Alicante, y hoy no ha ido al pleno extraordinario de la institución provincial para pedir la declaración catastrófica al Gobierno para continuar solucionando las incidencias derivadas de la gota fría.