Saltar Menú de navegación

Castellón

Hemeroteca |
VALENCIA - ALICANTE - CASTELLÓN | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Portada

el rincón del pediatra

21.02.09 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
La tos
Un médico pediatra ausculta a un bebé.
La tos es uno de los síntomas más habituales en los niños y niñas que junto a la fiebre es el motivo más frecuente de consulta y preocupación de los padres. Definimos la tos como una expulsión súbita, ruidosa más o menos violenta de aire de los pulmonares debida a un escozor o picor en la garganta. Es en muchos casos un mecanismo de defensa del organismo ante agresiones externas a la que podemos vernos sometidos.

En general cuando un lactante tiene tos, lo primero que quieren los padres es que esta desaparezca ya que por lo general ocasiona que el niño duerma mal al aparecer dicho síntoma, sobre todo en horas nocturnas. Su tratamiento muchas veces no va a ser posible ya que sabemos que existen multitud de medicamentos antitusivos pero que solamente estarán indicados en casos muy concretos y muchas veces los padres los desconocen por lo que es fundamental el concurso del pediatra para analizar la situación y tratar la tos o el cuadro clínico que la ocasione de forma eficaz para evitar efectos secundarios de una medicación utilizada sin criterio médico.

Al hilo de lo anterior podemos encontrarnos varios tipos de tos tales como bronquial, convulsiva tipo tos ferina, crónica, seca, blanda, nerviosa, perruna, psicógena, amigdalina, asmática o sibilante, etc.

Cada tipo requerirá un tratamiento en principio diferente ya que si nos hallamos ante una tos seca de vías altas, con irritación faríngea y con una auscultación normal, el tratamiento irá encaminado a combatirla sin más historias con medicación antitusiva como son los jarabes de codeina y dextrometorfano, muy útiles cuando nos enfrentamos a una tos de este tipo. Sin embargo una misma tos seca en la que al realizar la auscultación vemos que existe un broncoespasmo o rigidez bronquial que ocasione que la ventilación pulmonar no sea la adecuada por existir, por ejemplo, un cuadro alérgico de base, en este caso no deberemos de utilizar los antitusivos antes mencionados sino que deberemos de utilizar unas sustancias que sean broncodilatadoras y otras antinflamatorias para conseguir que el bronquio se relaje y el contenido de moco pueda ser expectorado y eliminado, ya que la tos seca que escuchábamos era consecuencia del esfuerzo que tenía que hacer el niño o la niña en cuestión para eliminar ese moco y liberar las vias respiratorias para poder respirar.

Otra tos muy violenta en la edad pediátrica es la denominada tos perruna ocasionada por la existencia de una laringitis o falso crup como popularmente se le conoce. Es una tos con gran estruendo, contínua que empeora con el llanto, producida por un virus catarral muy habitual en nuestro medio, siendo fundamental en primer lugar el diagnóstico ya que existe o tra patología que ocasiona una tos similar pero que es mucho más grave como es la epigotitis que en lactantes pequeños requerira su ingeso en una unidad de cuidados intensivos para evitar complicaciones de apnea en el mismo.

La tos ferina ha sido una de las causas más importantes de tos en el niño, siendo en la actualiddad muy rara gracias a la vacunación frente a la bordetella pertussis que administramos a todos los lactantes a los 2, 4, 6 y 18 meses y revacunamos a los 5 años de vida. Gracias a esta vacuna los casos de tos ferina son muy escasos.

Por tanto, ante un cuadro de tos es fundamental que el pediatra evalúe al niño y decida la actitud más adecuada a seguir. Muchos abuelos y abuelas cuando sus nietos tienen una tos que dura varios días recomiendan a sus hijos que utilicen el remedio de la cebolla debajo de la cama, a veces funciona y su explicación "científica" se debe a que se liberan unos componentes azufrados que tiene, al partirla y ponerse en contacto con el aire y que sobre todo en toses blandas actúa con expectorante. Puede ser un buen remedio en algunos casos, pero que no excluya la participación del médico que, a la postre, será la persona capacitada para disgnosticar y por tanto tratar la tos como síntoma aislado o como consecuencia de algo mucho más importante.

clinicagarciasala@ono.com



NOTA: El titular de esta sección en el suplemento anterior decía "Déficit de atención por hiperactividad" cuando en realidad debería haberse escrito "Déficit de Atención e Hiperactividad", como escribió su autor.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS