Orihuela y Ucam ponen a prueba el nivel actual de la plantilla del Elche de Pacheta

B. CLIMENTELCHE.

Hoy juega el Elche su primer test serio del verano. Tras superar con facilidad al Atlético Torrellano y UD Ilicitana, esta noche se mide al Orihuela. El equipo alicantino acaba de ascender a Segunda B y será el primer rival de entidad para medir el estado actual de la plantilla del Elche.

Se trata de un partido clásico del club franjiverde en pretemporada.

Pacheta le resta importancia a los resultados en el verano, pero si quiere que sus jugadores asimilen el mensaje y se muestren siempre concentrados en el juego.

En Los Arcos el técnico alineará un equipo integrado por los profesionales y algún jugador del filial. Los jóvenes están teniendo protagonismo y visibilidad en la pretemporada del Elche. Ellos buscan ganarse un hueco.

No será el único partido del fin de semana, ya que mañana sábado de nuevo tendremos amistoso ante un Segunda B. A Pacheta le gusta jugar dos partidos seguidos para alternar futbolistas, darles minutos de calidad y ver a todos los componentes de la plantilla.

El Ucam será otro rival serio, pues el año pasado rozó la promoción de ascenso a Segunda y de nuevo está construyendo un plantel equilibrado en busca de subir.

Albacete y Cartagena serán los otros dos rivales a los que se medirá el Elche en el mes de agosto. Sin duda el partido ante el conjunto manchego es el más exigente y el que dará una medida aproximada del nivel de la plantilla.