Un ladrón es detenido tras ser sorprendido por el dueño de la casa que asaltaba

EFEALICANTE.

Un hombre de 43 años fue detenido por la Guardia Civil tras cometer un presunto robo con violencia e intimidación en una vivienda. El arrestado entró a la casa y fue sorprendido por los moradores, a los que terminó amenazando con un objeto punzante.

Está acusado de un delito de robo con fuerza en las cosas, con posterior violencia e intimidación, y el juez decretó su ingreso en prisión provisional, sin fianza, a la espera de juicio.

Ocurrió el pasado día 23 al mediodía en una vivienda de una urbanización de la playa de Muchavista, en la localidad de El Campello. En el momento en que el supuesto ladrón se disponía a salir de ese domicilio ya con el botín -tres relojes de considerable valoración económica y otras joyas diversas- entró en la vivienda su propietario junto con un amigo. El ladrón, al verse sorprendido, amenazó e intimidó a los dos hombres con un objeto metálico y punzante, antes de huir.

Una tercera persona fue testigo de cómo el asaltante abandonaba la urbanización en un vehículo, del cual pudo aportar su descripción. La Guardia Civil de El Campello inició las pesquisas y esa misma tarde lograron identificar el citado vehículo, que fue localizado en una calle de la capital alicantina donde estaba estacionado. En menos de una hora, los investigadores observaron que al coche se acercó un hombre, cuyas características encajaban completamente con la descripción facilitada por la víctima del robo, por lo que le interceptaron. Allí mismo, los guardias civiles realizaron una inspección ocular del interior del vehículo y encontraron, dentro de la guantera, una navaja multiusos metálica, así como unas tijeras plateadas, objetos con los que, supuestamente, había amenazado e intimidado hace escasas horas al denunciante y a la otra persona. Al sospechoso se le atribuye otro caso similar en Orihuela.