Detenidos por agredir a una mujer transexual

Imagen de archivo de un coche de Policía Nacional. / LP
Imagen de archivo de un coche de Policía Nacional. / LP

Agentes del cuerpo arrestaron a dos jóvenes que insultaron, robaron y golpearon a una persona por motivos sexistas y de «odio por transfobia»

EPALICANTE.

La Policía Nacional detuvo en Alicante a dos hombres de 30 y 19 años por un delito contra la integridad moral, y otro de robo con violencia a una mujer transexual de 43 años. Así lo confirmaron fuentes policiales.

La mujer estaba tendida en el suelo y en estado de inconsciencia cuando llegaron los agentes.

La víctima, que fue trasladada al Hospital General de Alicante, sufrió el robo de dos de sus bolsos con pertenencias y también había sufrido insultos previos, según testigos presenciales.

La Policía Nacional consiguió detener a los presuntos autores de la agresión rápidamente en las inmediaciones del Castillo de San Fernando, según precisaron las citadas fuentes.

Los presuntos agresores pasaron disposición judicial en la mañana de ayer, día 26 de julio, y quedaron finalmente en libertad. El informe policial de los hechos ha sido trasladado al Ministerio Fiscal, y la Fiscalía de Delitos de Odio y Discriminación.

La Federación Plataforma Trans, organización que aúna al 95% de las entidades específicas trans en España, condenó horas después del suceso la «brutal paliza» a la mujer transexual de 43 años en Alicante, «un nuevo episodio de agresión con connotaciones de odio por transfobia». Portavoces del colectivo exigen que sea juzgada por robo con fuerza y se aplique el agravante de odio por este tipo de discriminación.

La víctima sufrió policontusiones, y quedó inconsciente a causa de los puñetazos y patadas que le propinaron dos hombres de 30 y 19 años, ambos detenidos por la Policía Nacional como presuntos autores de un delito contra la integridad moral y otro de robo con violencia.

Los hechos ocurrieron en la mañana del jueves en la calle Segura de Alicante. La mujer agredida estaba en un establecimiento, donde fue insultada por parte de estos individuos, que la siguieron e insultaron por su condición sexual para propinarle posteriormente una «brutal paliza» y robarle el bolso con sus pertenencias. De esta manera detallaban la agresión desde la federación a través de un comunicado.

A este respecto, «una vez más», la Plataforma Trans pide a todas las fuerzas políticas -sin distinción de ideologías- que «para poner fin al odio, la persecución y la discriminación que recae sobre las personas trans, es necesaria una Ley Trans Integral que proteja de estas terribles situaciones».

«Las personas trans venimos siendo uno de los colectivos más vulnerables y sobre el que recae todo tipo de violencias: acoso en las escuelas, agresiones en las calles, discursos de odio en las redes sociales...». Y continuaba: «Somos un colectivo sobre el que los agresores sienten impunidad a la hora de ejercer estas violencias».

Bajo este prisma, la presidenta de la plataforma, Mar Cambrollé, comentó: «Nuestras vidas no valen menos; no vale todo contra nosotras; es necesaria una implicación de las instituciones para poner fin a esta lacra social que es la transfobia».

'Puntos violeta'

La Comunitat Valenciana se ha llenado de lo que se ha dado en llamar 'puntos violeta', espacios conformados en fiestas municipales en los que se sensibiliza al público, y se atiende, informa y ayuda a víctimas de cualquier tipo de agresión sexista. Su finalidad, por tanto, es la de concienciar, prevenir y disfrutar de las fiestas bajo el respeto hacia todas las personas, sin importar el género, etnia, condición u orientación sexual.

Un ejemplo de 'punto violeta' es el que se instalará en el interior del recinto del Low Festival de Benidorm. Este será atendido por profesionales formadas en la atención psicológica, legal y emocional pertinente. Cuenta con la colaboración de Turisme Comunitat Valenciana, al igual que en todos los festivales que forman parte de la marca 'Mediterranew Musix'.