El desembalse de agua de Santomera amenaza Orihuela y la Vega Baja

Las dos pedanías afectadas, El Siscar, de 1.200 habitantes y la de La Matanza, de mil habitantes, están siendo desalojadas

EFEMurcia

La Confederación Hidrográfica del Segura ha anunciado que debido a las intensas lluvias de las últimas horas va a comenzar a aliviar el embalse de Santomera de modo controlado a razón de unos 10 metros cúbicos por segundo, pero cuando alcance la cota 97,15 lo hará con un caudal de 15 metros cúbicos.

Las dos pedanías afectadas por el desembalse, es decir, la de El Siscar, de 1.200 habitantes y la de La Matanza, de mil habitantes, están siendo desalojados, para lo que hay dispuestos varios autobuses en un aparcamiento frente a la iglesia de la primera localidad ubicada en el límite con la vecina Alicante. Orihuela y la Vega Baja están en alerta por si el desembalse pudiera afectarle de alguna manera.

En concreto, el Ayuntamiento de Santomera ha transmitido a la Delegación del Gobierno que los núcleos de población a desalojar son los de El Siscar, orilla del Azarbe y todas las viviendas aledañas al embalse y el barrio de La Mota de Santomera.

La Dirección General de Seguridad Ciudadana y Emergencias junto con al Ayuntamiento y Protección civil está organizando la evacuación de los núcleos habitados.

El presidente de la confederación, Mario Urrea, ha señalado que esta presa ha sufrido un importante crecida por las avenidas debido a las fuertes lluvias caídas en las últimas horas.