Benidorm impulsa un proyecto para mejorar el servicio de telefonía en verano

Benidorm tiene 67.000 habitantes censados, pero casi 12 millones de pernoctaciones anuales y una ocupación media global del 83%. / LP
Benidorm tiene 67.000 habitantes censados, pero casi 12 millones de pernoctaciones anuales y una ocupación media global del 83%. / LP

El Ayuntamiento colabora con la operadora Orange para optimizar la calidad de navegación móvil ante el aumento de usuarios

EPALICANTE.

La compañía de telecomunicaciones Orange y el Ayuntamiento de Benidorm llegaron a un acuerdo de colaboración para lanzar una prueba piloto cuyo objetivo es optimizar la calidad de navegación móvil en las playas ante el incremento de visitantes que experimenta la población en época estival.

De acuerdo con este acuerdo, Orange ha puesto en marcha un piloto para la instalación de pequeñas estaciones que utilizan la tecnología 'small cell' en los puntos de mayor afluencia. Estas 'small cells' permitirán una experiencia de navegación móvil sin diferencia a la de otras épocas del año, con una menor concentración del tráfico en red.

Las primeras 'small cells' se han instalado en diversas farolas del paseo marítimo de la playa de Levante -uno de los emplazamientos de mayor concentración de tráfico de la población-, tal y como comprobaron la concejala de Innovación y Calidad, Aida García Mayor; el director territorial de Relaciones Institucionales de Orange, José Luis Martí; así como la coordinadora del Ente Gestor del DTI, Celia Romero; y diversos técnicos municipales y de la compañía.

Según las mediciones de tráfico realizadas por Orange a lo largo del año pasado, el pico máximo de tráfico se produjo en Benidorm en la primera semana de agosto de 2018, reduciéndose la capacidad media de navegación por usuario de acuerdo al consumo medio requerido por las aplicaciones más usuales en la actualidad.

Estos datos se han disparado aún más en el presente año. Solo en el último trimestre, el tráfico de voz se ha incrementado un 50% y el de datos se ha duplicado. Además, estos aumentos de tráfico se combinan con una mayor concentración geográfica en aquellas áreas donde se producen mayores afluencias de población, como son las playas o zonas de ocio de Benidorm. La tecnología 'small cell' permite realizar subdivisiones menores de las áreas de servicio de las antenas actuales, lo que hace posible una mayor adaptabilidad de dichas estaciones a los requisitos de demanda, tanto actuales (en un entorno 4G con demanda creciente) como futuros (para la llegada del 5G).

Esto se realiza mediante la instalación de pequeños equipos -con mínimo impacto visual al estar integrados en elementos de mobiliario urbano o fachadas-, que se conectan mediante fibra óptica a otras estaciones ya existentes.

La concejala de Innovación dijo que este proyecto piloto se enmarca dentro de las actuaciones que desarrolla el consistorio para dar cumplimiento al Plan Director Benidorm DTI, implementando el proyecto 'Benidorm Smart Beaches'.