Benidorm aprueba su presupuesto para 2019 por 107 millones de euros

La corporación reclama a la Generalitat la tranviarización del TRAM en Benidorm para «resolver el problema de seguridad vial» que ocasionan las retenciones. / LP
La corporación reclama a la Generalitat la tranviarización del TRAM en Benidorm para «resolver el problema de seguridad vial» que ocasionan las retenciones. / LP

Las cuentas, que salieron adelante con el voto a favor del Partido Popular, prevén un aumento de los ingresos superior al 4%

EPALICANTE.

El pleno del Ayuntamiento de Benidorm (Alicante) aprobó el presupuesto municipal para 2019, que asciende a 107.417.334,72 euros. Las cuentas prevén inversiones por un valor de 15,4 millones de euros, la cancelación anticipada del Plan de Ajuste y un incremento de los ingresos superior al 4%.

Las cuentas salieron adelante con el voto a favor del Partido Popular, y el voto en contra del Partido Socialista y Ciudadanos.

El presupuesto aprobado es el resultado de la actualización y reajuste del documento elevado a pleno por el anterior gobierno local el pasado mes de abril.

La concejala de Hacienda, Aida García, explicó que en el documento aprobado «se mantienen todos los compromisos que se asumieron con los grupos políticos de la anterior corporación y que se encuentran plasmados en el capítulo de Inversiones», incluso «por encima de lo mucho ya ejecutado en ese compromiso económico», así como los asumidos con los vecinos a través de los Presupuestos Participativos.

Unos Presupuestos Participativos a los que se destinan 553.000 euros -por encima del 5% que establece el reglamento-, con los que se sufragarán los proyectos aprobados por la ciudadanía en asamblea: pasarela accesible entre las calles Herrerías y Emilio Ortuño -ya en ejecución-, sustitución de la pasarela de madera de la Playa de Poniente, y la instalación de señalética sobre la ubicación y uso de desfibriladores.

Por lo que respecta al capítulo de Inversiones, asciende a 15,4 millones de euros -cerca de 2 millones más que en 2018-, de los cuales 9,9 millones serán de aportación directa del Ayuntamiento mientras que los 6,5 millones restantes está previsto que los financien otras administraciones.

Entre las obras incluidas, están algunas actualmente en ejecución, como la remodelación de la avenida del Mediterráneo y de Ametlla del Mar, las intervenciones arqueológicas en El Castell y El Tossal o el proyecto de Accesibilidad.

A estas se suman la remodelación de la calle Polop; el nuevo edificio polivalente en el colegio Leonor Canalejas; la recuperación y puesta en valor de la Torre de Morales; el impulso de un Plan de Asfalto 2019; el incremento y mejora de las dotaciones de la Policía Local con la adquisición de un nuevo sistema de transmisiones; la impermeabilización de la cubierta del pabellón Raúl Mesa; o la conclusión de los vestuarios de la zona deportiva Antonio López.

La concejala de Hacienda recordó que el presupuesto de 2019 incluye la cancelación anticipada del Plan de Ajuste, prevista inicialmente para 2023, y que será posible porque «las cuentas están saneadas» por «la gestión del anterior equipo de gobierno, que en cuatro años redujo la deuda municipal en 60 millones de euros».

En este punto, anticipó que este presupuesto es «el primer paso» para «poder devolverle a la ciudadanía el gran esfuerzo que ha hecho» y que se va a desarrollar en «dos líneas»: «el aumento y la mejora de la calidad de los servicios que a día de hoy se prestan a los ciudadanos», y el posicionamiento para «iniciar la bajada de la presión fiscal local» una vez cancelado el Plan de Ajuste.

García destacó, además, que el presupuesto de 2019 recoge un incremento de 50.000 euros de la aportación municipal a la Fundación Visit Benidorm y de 27.000 euros para sufragar el transporte público a los colegios de educación especial.

Previamente al debate y votación del documento, se incorporó al presupuesto una enmienda presentada por el grupo municipal del Partido Socialista para la creación de salas de lactancia en diversos edificios municipales, así como otra planteada por Ciudadanos para apoyar el comercio local. El resto de enmiendas fueron rechazadas, tal y como aclaró la edil de Hacienda, porque planteaban detraer el dinero de partidas destinadas a «programas ya comprometidos».