Aprueban las obras en los andenes del Tram para la llegada de los nuevos trenes

EFE ALICANTE.

El pleno del Consell autorizó ayer a Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) a iniciar el proceso de licitación de la remodelación de los andenes y mejora de la accesibilidad de las estaciones y apeaderos de las líneas 9 y 1 del Tram de Alicante.

Estos trabajos, con un plazo máximo para ejecución de 15 meses, permitirán acondicionar los andenes actuales para el acceso de los viajeros a los nuevos trenes duales de piso bajo que FGV tiene previsto incorporar en Alicante. Esta inversión afectará a 18 estaciones y apeaderos de la línea 9 y se han incluido otras nueve paradas de la línea 1, en el tramo entre Benidorm y Cala Piteres, para incluir mejoras de accesibilidad.

Actualmente, los andenes de la línea 9 están adaptados a las necesidades de los trenes diésel de la serie 2.500, que precisan puntos de acceso elevados que no son compatibles con los nuevos trenes duales.

El objeto de este proyecto es definir las acciones a realizar en materia de obra civil para rebajar los andenes, mejorar la accesibilidad y garantizar el acceso de los nuevos trenes en estas paradas, así como de los viajeros a los vehículos. También se incluye la renovación de la playa de vías de la estación de Benidorm, punto de confluencia de las líneas 1 y 9, y la construcción de una nave depósito junto al acceso de viajeros para estacionamiento de trenes. Esta intervención permitirá que las paradas de Hospital Vila, CC Comercial La Marina - Finestrat y Garganes, en Altea, queden acondicionadas para un posible cierre automatizado.

FGV ya ha recibido la primera de las seis unidades duales -electro-diésel- que prestarán servicio en el Tram de Alicante y que fabrica Satdelr en su fábrica de Albuixech en Valencia. Con los nuevos trenes se obtiene una mayor fiabilidad y seguridad, además de confort y accesibilidad.