Saltar Menú de navegación

Alicante

Hemeroteca |
VALENCIA - ALICANTE - CASTELLÓN | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Más Actualidad

Artículos

15.05.09 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
La gripe A
/EFE
Llevamos ya varias semanas alertados por la pandemia que se está produciendo por el virus A/H1N1 en todo el mundo, con origen según todos los datos en México. Una pandemia es un brote de una enfermedad, en este caso de la gripe A, que se disemina por todo el mundo o por varios países ya que el virus causante es nuevo y por tanto las personas sanas no tienen anticuerpos para combatirlo de forma eficaz. Si el virus no se hubiera diseminado, hablaríamos de epidemia, que es lo mismo que pandemia pero de forma más localizada geográficamente.
Este virus es de origen porcino pero es importante el resaltar que no se transmite del cerdo al ser humano por lo que no existe ningún tipo de riesgo de comer carne porcina, solo se contagia entre seres humanos según los datos de que se dispone actualmente. El contagio es como cualquier otra infección viral estacional, es decir se transmite por el aire al toser o estornudar el sujeto afecto o mediante el saludo occidental de dar la mano si el virus se encuentra en dicho lugar, de ahí la importancia de las mascarillas en los lugares donde puede existir riesgo y de la higiene de las manos de las personas afectas. En la actualidad se deconoce su virulencia y el periodo de contagio por lo que las autoridades sanitarias, con buen criterio, recomiendan una vigilancia estrecha desde el inicio de los síntomas hasta pasados por lo menos 8-10 días en que la clínica debe de haber desaparecido.
Se manifiesta clínicamente como una gripe común, tan habitual en nuestro entorno con fiebre más o menos elevada, malestar general, síntomas respiratorios como tos, rinorrea y estornudos y pueden manifestar así mismo cefalea, dolor abdominal, diarrea y pérdida del apetito, es decir, un cuadro típico del denominado "trancazo". El diagnóstico bacteriológico de detección del virus suele tardar unas 48 horas.
La situación actual en nuestro país está bien controlada por las autoridades sanitarias con información casi 'on line' de los nuevos casos que se van detectando y del alta de los confirmados anteriormente. Cuando se detecta un nuevo caso, se hace un seguimiento pormenorizado de las personas que conviven o trabajan con el sujeto afectado para intentar prevenir la diseminación del virus mediante la utilización de antivirales específicos que están siendo utiles para combatir dicho proceso. Por tanto no debemos estar alarmados, aunque sí alertados de la situación. La vacuna contra la gripe que se administró a muchas personas al inicio del otoño, no se tiene evidencia que sea efectiva frente a este nuevo virus, estando la Agencia Europea del Medicamente (EMEA) en marcha para conseguir una vacuna eficaz que pueda detener la pandemia del virus A.
Lo ideal sería tener la vacuna ya, pero como esto aún no es posible, disponemos de antivirales eficaces como el oseltamivir y el zanamivir para reducir la sintomatología y la gravedad del proceso en número suficiente según fuentes competentes, pero siempre controlados por personal médico que dictamine en qué casos se pueden utilizar, ya que como todo medicamento puede tener efectos secundarios que solo su médico puede saber. Mientras tanto, deberemos de extremar las prácticas higiénicas habituales cubriéndonos la nariz y la boca con un pañuelo de papel al estornudar o toser, deshacernos de él y lavarnos las manos con agua y jabón y evitar tocarnos los ojos, nariz y boca, ya que la puerta de entrada es respiratoria.
Por otro lado, utilizaremos el tratamiento sintomático típico de cualquier cuadro gripal consistente como todos sabemos a base de paracetamol e ibuprofeno, reposo en casa, buena hidratación con aumento del consumo de zumos naturales y una alimentación blanda evitando bebidas alcohólicas y en los niños no utilizar la aspirina, que está contraindicada en todos los cuadros víricos por la posibilidad remota de padecer el denominado Síndrome de Reye.
Por último, las fronteras con los países que tienen más casos no se han cerrado, la recomendación actual, que lógicamente en las próximas semanas se irá retirando es de no viajar a México salvo que no sea estrictamente necesario, aunque lo normal es que en los próximos días se restablezca el destino vacacional de dicho país sin ningún tipo de restricción o miedo del viajero.
Si tiene que viajar ahora o vuelve de dicho país es importante el vigilar de forma más detenida su salud durante los diez días siguientes, si presenta un cuadro gripal consute con su médico de familia o pediatra si es un niño, siendo importante el informar de que estuvo en una zona afectada para que se puedan aplicar si es su caso los protocolos de actuación establecidos en todos los centros de salud del territorio español.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS