Saltar Menú de navegación

Alicante

Hemeroteca |
VALENCIA - ALICANTE - CASTELLÓN | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Portada

Estás en: Las Provincias > Portada
La Marina
Xàbia prepara una ordenanza para frenar la proliferación de maceteros en las aceras
El Consistorio vigilará que los bares no impidan el paso peatonal con sus mesas y sillas
17.05.08 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
Xàbia prepara una ordenanza para frenar la proliferación de maceteros en las aceras
En la calle Virgen de los Ángeles se pueden contabilizar 13 macetones colocados sobre las aceras.
El diseño urbano que ha elegido el Ayuntamiento para el Centro Histórico de Xàbia descansa en el respeto al peatón. Bordillos altos, aceras anchas y peatonalización de calles. Sin embargo, a día de hoy lo cierto es que en varias vías no queda otra alternativa que andar peligrosamente por la calzada.

Coches aparcados sobre los bordillos, coloridos maceteros anclados al suelo y el abuso de ocupación hostelera que cuaja las aceras de sillas y mesas impiden el paso de carros de bebés, personas en sillas de ruedas y peatones.

En calles como Virgen de los Ángeles se pueden contar hasta 13 macetas de grandes dimensiones (las hay incluso vacías) con las que distintas empresas se aseguran que nadie aparque en su puerta de acceso. La misma situación se puede observar en Duanes , por ejemplo en Jaume I, donde los parterres e incluso vallados, ocupan plazas de la zona azul.

Algunos de los propietarios de las macetas aseguran que pagan una tasa por ocupación. No obstante, fuentes municipales admiten que son muchos los que no lo hacen. La idea comenzó siendo la solución para algunos casos en que la estrechez de la acera hacía imposible entrar a casa si un coche estacionaba en la puerta. Pero ahora se ha convertido en una moda creciente entre los establecimientos comerciales.

Los macetones incluso dificultan el tráfico rodado, pues hay coches que estacionan totalmente sobre la calzada, lo que impide el tráfico bidireccional.

El otro uso abusivo de la ocupación viaria se ciñe al sector de la hostelería. En Duanes hay calles, en teoría peatonales como Andrés Lambert o el paseo Marina Española donde es prácticamente imposible pasar sin molestar a la clientela. Algunos locales de este paseo marítimo no se conforman con la zona asfaltada y colocan sus muebles sobre la grava de la playa.

En el centro histórico viven una situación similar las calles San Bartolomé o Metge José Bover y la acera que bordea la Plaza de la Constitución. En este mismo punto, la ocupación se extiende ahora a la propia plaza. Eso sí, sin retirar las de la acera.

El departamento municipal de Servicios está trabajando en la redacción de una nueva ordenanza que regule lo que empezaron siendo casos puntuales y que con el tiempo se han convertido en un total desbarajuste.

Los responsables de esta área reconocen que ahora se permiten algunas infracciones por la especial situación que vive el pueblo por las muchas obras. Sin embargo y dado que parece ser que la gente no tiene sentido común, ya avanzan que cuando todo acabe se hará cumplir la ordenanza a rajatabla con la imposición de sanciones.

Lo cierto es que desde que empezaron las obras en las rondas perimetrales y el Centro Histórico, Xàbia parece una ciudad sin ley.

Los coches estacionan en los lugares más insospechados, incluso en plena calzada. Las labores de carga y descarga de mercancías se han convertido en una pesadilla y los camiones de reparto se ven obligados a parar en las calles aun a costa de interrumpir el tráfico.

Y mientras, los dos aparcamientos subterráneos recién construidos siguen sin convencer. A pesar de que el del Portal del Clot es totalmente gratuito hasta finales de mes, los vecinos de Xàbia no se acostumbran a utilizarlo. La asociación de vecinos sigue a la espera de alcanzar un acuerdo global para que sus asociados puedan contratar plazas por una tarifa más económica de la que se les ofrece.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS