Un joven y su padre expolian 2.000 piezas arqueológicas en yacimientos de la Sierra de Chiva

Los dos vecinos de Gestalgar declaran que querían donar las piezas a un museo etnológico

JAVIER MARTINEZVALENCIA
Un joven y su padre expolian 2.000 piezas arqueológicas en yacimientos de la Sierra de Chiva

La Guardia Civil de Chiva ha recuperado más de 2.000 piezas arqueológicas, como monedas y piedras de molinos iberos y romanos, procedentes de expolios en yacimientos de la Sierra de Chiva, y ha detenido a un joven de 24 años, Leonardo C. C., como presunto autor de estos saqueos con la colaboración en ocasiones de su padre.

Los expoliadores, vecinos de Gestalgar, se desplazaban de noche a los parajes montañosos y realizaban pequeñas excavaciones con una azada tras usar previamente un detector de metales. El joven solía actuar durante los fines de semana en toda la Sierra de Chiva, concretamente en parajes de los términos municipales de Gestalgar, Bugarra, Pedralba y Chiva. Algunos de los yacimientos expoliados son inéditos y, por lo tanto, no estaban catalogados por la Generalitat Valenciana. Así, Leonardo C. y su padre, Raúl C. P., de 59 años, estaban causando «un gran daño al patrimonio histórico y la investigación arqueológica», afirmó el teniente Manuel Jesús Vázquez, jefe del operativo montado por la Guardia Civil de Chiva.

La operación, denominada Sertorius, es el mayor golpe de la Guardia Civil contra el expolio en yacimientos arqueológicos desde el año 2001 en la provincia de Valencia, según explicó la delegada del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Paula Sánchez de León.

En su declaración ante la Guardia Civil, padre e hijo alegaron que no actuaron con ánimo de lucro y que su fin no era vender las piezas, sino coleccionarlas y donarlas al Ayuntamiento de Gestalgar para exponerlas en un museo etnológico. La operación iniciada en octubre sigue abierta y es muy posible que la Guardia Civil de Chiva se incaute de más piezas arqueológicas en los próximos días.

Los investigadores atribuyen a Leonardo C. y a su padre 60 excavaciones con unos daños valorados en 120.000 euros. Por ello, el joven vecino de Gestalgar está acusado de 60 delitos contra el patrimonio. El joven se desplazaba con un ciclomotor a los yacimientos.

El general de la VI Zona de la Guardia Civil, Fernando Santafé, se desplazó ayer con la delegada del Gobierno al cuartel de Gestalgar para felicitar a los agentes que han participado en esta brillante operación. Paula Sánchez de León también destacó que el equipo Roca de Chiva (un grupo de guardias civiles creado para frenar los robos en el campo) también colaboró en las investigaciones.

La Guardia Civil detuvo a Leonardo C. el pasado lunes, mientras que su padre fue imputado por un delito contra el patrimonio. En los registros realizados en dos viviendas de Gestalgar, los agentes de la Guardia Civil de Chiva recuperaron más de 2.000 piezas arqueológicas de gran valor histórico, entre las que se encuentran piedras de molino, monedas y trozos de cerámica de diferentes épocas.

Además, la Guardia Civil imputó a Raúl C. C., hermano del joven detenido, por un delito contra la salud pública tras intervenir en uno de los domicilios tres botes de cristal que contenían cogollos de marihuana de un peso de 527 gramos.

Leonardo C. quedó en libertad con cargos tras prestar declaración en el juzgado de instrucción número 2 de Requena.