Cada agricultor despacha 400 kilos de cítricos al día en el Mercat de la Taronja

Maritina Hernández destaca que el mercado pone en valor el trabajo de los agricultores y beneficia al mercado tradicional de Castellón

REDACCIÓNCASTELLÓN.

La decena de agricultores castellonenses que cada domingo venden sus cítricos en el Mercat de la Taronja, en la plaza Fadrell, despachan más de 400 kilos por domingo y puesto, según explicaron fuentes municipales con motivo de la visita de la consellera de Agricultura, Pesca y Alimentación, Maritina Hernández.

El mercado, que comenzó a funcionar hace un mes, continuará en activo hasta la entrada la primavera, mientras haya variedades que ofrecer a los consumidores. El éxito de la iniciativa ha sido tal, que incluso municipios citrícolas como Vila-real y Oliva se han mostrado interesados por exportar a sus plazas el modelo castellonense.

Ayer, el alcalde de Castellón, Alberto Fabra, y el presidente de Fepac-Asaja, Néstor Pascual, acompañaron a la consellera en su visita al mercado.

Maritina Hernández aseguró que «este tipo de iniciativas comerciales es una oportunidad para poner en valor el trabajo de los productores citrícolas», felicitó al Ayuntamiento por haber impulsado el mercado, y destacó que «esa fiesta popular de la naranja también repercute positivamente en el comercio tradicional de la ciudad». También puso en valor que el mercado «complementa las diferentes acciones realizadas por el Consell, en colaboración con el sector citrícola, para divulgar las cualidades saludables de las naranjas y las clementinas» y explicó que su departamento trabaja «constantemente» para aumentar la rentabilidad y competitividad del campo valenciano.