http://static.lasprovincias.es/www/menu/img/valenciacf-desktop.jpg

La sub-21 hace un pleno con Soler y Gayà en el once

Soler golpea el balón en una acción del partido. / afp photo
Soler golpea el balón en una acción del partido. / afp photo

El centrocampista del Valencia cuaja una buena actuación en su debut y se queda cerca del premio del gol ante la Serbia de Maksimovic España llega lanzada a las semifinales del Europeo de Polonia

T. CALERO VALENCIA.

España llega lanzada a las semifinales del Europeo. Han sido tres victorias, pleno, en la fase de grupos. Nueve goles a favor y tan sólo uno en contra. Sucumbió Macedonia, luego le tocó a Portugal y ayer la sub-21 también logró batir a Serbia. Fue el triunfo del grupo, de una plantilla repleta de talentos para completa satisfacción de Albert Celades, que ya con la clasificación atada decidió cambiar el once por completo. Descansaron Asensio, Deulofeu, Kepa, Ceballos, Saúl y compañía pensando en el encuentro decisivo del próximo martes -Eslovaquia se perfila como rival- y apareció otro equipo capaz y dominante.

El partido se rompió antes del descanso, cuando Djurdjevic sacó el codo a pasear y el árbitro le mandó a la ducha. Esa acción del delantero de Serbia llegó cuando España ya mandaba en el marcador. El resto fue sencillo para la sub-21, conteniendo las escasas llegadas rivales y desperdiciando, eso sí, claras opciones en ataque. Dos de ellas tuvieron como protagonista a Carlos Soler. El centrocampista del Valencia debutó ayer con la sub-21 y fue el jugador de siempre: participativo, bregador y hábil para pisar con suma facilidad el área de Serbia. A Soler le quedará siempre, eso sí, el regusto amargo de no haber redondeado con gol su estreno en la sub-21. Tuvo dos clarísimas: un mano a mano que solventó Manojlovic y un remate a puerta vacía que se le fue arriba cuando en Polonia se cantaba el segundo gol español.

También Gayà, a quien Jonny, del Celta, parece haberle arrebatado el puesto de titular, jugó los noventa minutos ayer. La situación estaba bajo control y Celades, de hecho, no realizó ningún cambio a lo largo de todo el encuentro. Serbia no tenía opciones pero empezó apretando y luego bajó el pistón para acabar siendo dominada por España. Al frente de las operaciones, Nemanja Maksimovic, nuevo jugador del Valencia, demasiado ocupado en tareas defensivas para brillar en la creación. Al '8' serbio, que pasó a ser capitán con la expulsión de Djurdjevic, le tocó bailar con la pareja Soler-Rodrigo. Y sufrió porque pudo hacer con su equipo en inferioridad.

La primera mitad del choque se escribió sobre las subidas de Gayà y Odriozola, portentoso. En una de las internadas del lateral de la Real Sociedad nació el gol de Denis. Las ocasiones se sucedieron (Soler, Williams o Mayoral) pero el marcador ya no se movería. Tampoco le hizo falta demasiado a España para conseguir la victoria y alcanzar las semifinales como la favorita para llevarse este Europeo sub-21.

Joao Cancelo vuelve a casa

Seguirán en liza los dos valencianistas de la selección española y se vuelven a casa Maksimovic y Joao Cancelo. Portugal derrotó a Macedonia por 2-4, pero no pudo superar los números de los mejores segundos de grupo (de momento, Eslovaquia) y el conjunto luso cae eliminado. Cancelo volvió a jugar los noventa minutos en el inútil triunfo de su equipo para despedirse de Polonia.

Fotos

Vídeos