Las Provincias

Salvo reaparece: «Estoy a disposición de la afición»

Amadeo Salvo durante su rueda de prensa el año pasado. :: irene marsilla
Amadeo Salvo durante su rueda de prensa el año pasado. :: irene marsilla
  • El expresidente emerge en el peor momento de Meriton en el club: «La situación es grave y preocupante, es un hecho incontestable»

El ex presidente del Valencia, Amadeo Salvo, reapareció ayer casi un año después de su última intervención pública. La última vez que habló en público Salvo fue el 9 de febrero de 2016 en una rueda de prensa convocada en el hotel Valencia Palace en la que pidió el apoyo de la afición a Peter Lim al tiempo que reconoció que las decisiones deportivas que se estaban tomando no eran las correctas. «Lim no es un problema, tiene todo el derecho a equivocarse», señaló aquel día.

Salvo reapareció ayer para valorar una situación que no es buena para el Valencia. El empresario valenciano, que fue presidente ejecutivo durante la primera etapa de Meriton en la ciudad, fue el mayor defensor de la oferta de compra de Lim al considerar que era lo mejor para el club de Mestalla.

Salvo, en el comunicado remitido a EFE, señaló que el momento actual del club es «grave y preocupante» y recordó que tras su salida de la entidad nunca firmó una «cláusula de silencio» que le impidiera hablar o dar opiniones sobre el Valencia.

Así lo indicó en una carta abierta dirigida a la afición del Valencia en la que señala que el club pasa «por uno de los peores momentos de la historia» y que ese es un hecho «incontestable».

Salvo, que considera grave la situación, presidió el Valencia entre junio de 2013 y julio de 2015 y durante su mandato presidencial se produjo con su apoyo la llegada a la entidad del empresario Peter Lim como máximo accionista de la entidad.

En la carta, Salvo señala que «conseguida la estabilidad financiera del club con la entrada de Meriton Holdings Limited -empresa de Peter Lim-, y después de vivir la temporada 14-15 con un buen resultado deportivo que devolvió la ilusión y la autoestima a nuestra afición, atravesamos una crisis profunda y muy preocupante».

Amadeo Salvo añadió que comparte «el sentimiento mayoritario» de accionistas, socios y del valencianismo en general. «Soy un aficionado más que siempre prioricé los intereses del Valencia a cualquier interés personal. Nunca lo tuve, ni lo tengo ahora», agregó.

Salvo explica por qué se ha mantenido durante tanto tiempo en la sombra. «A partir de mi marcha, la fórmula que adopté para ser útil fue la de guardar silencio y no interferir en la gestión. Nadie ni nada me impide hablar ni dar opiniones, ya que ni firmé ninguna cláusula de silencio, como algunos me acusan, ni tengo ningún vínculo con el máximo accionista, pero el silencio y el respeto ayuda más que las palabras en muchos momentos», manifestó.

El ex presidente del Valencia considera que «vista la gravedad de los acontecimientos deportivos y sociales», no puede permanecer más tiempo sin manifestarse y explica que por motivos profesionales estará fuera de España hasta el próximo 19 de febrero.

«Por lo tanto, quedo a disposición de los medios de comunicación a partir del día 20, pero por encima de todo estaré a disposición del valencianismo, como siempre he estado y siempre estaré», indicó el ex dirigente. Una forma de deslizar su intención de situarse al lado de la grada de Mestalla.

«Los valencianistas siempre hemos trabajado y luchado juntos en los peores momentos de nuestros casi cien años de historia y en este momento no puede ni debe ser diferente. El Valencia es grande por su historia, escrita por el sentimiento de su gran afición», señaló Salvo, que concluyó su carta con un «Amunt Valencia».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate