http://static.lasprovincias.es/www/menu/img/valenciacf-desktop.jpg

Una remontada con 46 años de espera

Nacho Gil, el gran ausente para el encuentro de esta noche, durante la ida ante el Albacete. / juan j. monzó
Nacho Gil, el gran ausente para el encuentro de esta noche, durante la ida ante el Albacete. / juan j. monzó

El conjunto de Curro Torres, que sufre la sensible baja de Nacho Gil, contará con el apoyo de 1.500 valencianistas en el Carlos Belmonte El Mestalla juega en Albacete para levantar el 0-1 de la ida y regresar a Segunda División casi medio siglo después

TONI CALERO VALENCIA.

Ha pasado más de un mes desde que el Mestalla finalizara la fase regular. El 13 de mayo finiquitaba el filial del Valencia a l'Hospitalet para echar el cierre, parcial, a una brillante temporada. El tercer puesto liguero llevaba al conjunto de Curro Torres a las eliminatorias por el ascenso. Un logro admirable después de haber arrancado el curso con problemas dentro de un grupo con varios gallitos (Badalona, Hérules o Villarreal B) fuera del playoff de ascenso a Segunda. Lo que venía por delante era durísimo: un Celta B que había hecho 84 puntos y luego el Murcia, a quien sólo pudo superar el Lorca (ya ascendido) a lo largo de 38 jornadas. Pero el Mestalla, joven y rematado con algunos veteranos como Quim o Aridai, exhibió carácter para plantarse en la final.

Ante 23.000 espectadores (unos 4.000 seguidores del Albacete) perdió el filial en Mestalla para estar obligado a remontar hoy en el Carlos Belmonte. El equipo blanquinegro arrancaba de nuevo la pelea sin ser favorito, ante un Albacete fabricado para volver a Segunda después de su periplo en la categoría de bronce. El 0-1 de la ida fue un palo: Eloy Gila embocó en uno de los pocos errores de la defensa del Mestalla y a los encargados del gol en el Valencia se les hacía de noche. Las tablas hubiera sido lo justo, pero el conjunto manchego salió de Valencia con una ventaja que le hace partir hoy con cierta tranquilidad: cualquier empate le sirve.

«Nos vamos a dejar la vida, vamos a ir a por ellos», manifestaba Curro Torres para aclarar, por si quedaba alguna duda, las intenciones de su equipo para esta noche. En esa tarea de hacer al menos un gol que traslade los nervios al Albacete va a tener mucho que ver el calor de los seguidores valencianistas en el Belmonte. Un millar se desplazaron a Murcia en la anterior ronda y la cifra para hoy es aún mayor. Cerca de 1.500 aficionados -se vendieron entradas en taquilla y tanto la Agrupación de Peñas como Curva Nord organizaron viajes- estarán en la grada dando un último empujón al Mestalla. Después del terrible año del primer equipo, el valencianismo encontró en el filial un motivo de orgullo para pasear el escudo. Y además, la cita es histórica para el 'B'. Hace 46 años que el Mestalla no pisa la categoría de plata y ahora, casi medio siglo después, está a una remontada de conseguirlo.

De la ida dolió obviamente el resultado y también la amarilla que impide jugar hoy a Nacho Gil. La baja del valenciano dará hueco en el equipo a Aridai, plenamente recuperado de sus problemas físicos y listo para acompañar en el ataque a Alberto Gil y Rafa Mir, que repetirá como ariete. Tampoco estará Sergio Ayala, el capitán, aunque con esta ausencia lidia Curro Torres durante la fase de ascenso. Charlie y Zotko han tomado el relevo de Ayala en el eje de la zaga y ahí ha encontrado el técnico a una buena pareja de baile en las eliminatorias.

Si Curro Torres apuesta por la base de estos últimos partidos, Sivera estará en portería con Nacho Vidal y Lato -vitales en el desarrollo del juego- como laterales. Tampoco hay dudas en el centro del campo, donde arraigó el trío formado por Quim Araujo, Grego y Eugeni. La medular valencianista será clave ante un Albacete cuyo modelo pasa por la defensa (36 goles encajados en Liga) y el orden. Así se mostró en Mestalla, donde tuvo menos el balón que el rival y gracias al contragolpe se llevó la victoria e incluso asustó en el último suspiro con el 0-2.

«Es una renta corta»

José Manuel Aira, entrenador del conjunto manchego, no quiere ni un segundo de confianza por parte de sus hombres. «El Valencia no saldrá a lo loco desde el inicio y tendrá paciencia para buscar su oportunidad», avisó el técnico, que entiende el 0-1 como «una renta corta» y considera que el resultado de la ida no pesará mucho esta noche: «Las ideas de uno y otro equipo no estará influidas por el 0-1 de la ida».

El Albacete no podrá contar con el sancionado Carlos Delgado (central, ex del Valencia) por sanción, pero recupera a los centrocampistas Dani y Carnicer, tras no haber podido jugar la ida por acumulación de amonestaciones. Aira maneja la duda de Noblejas, con molestias, y confía en la picardía de Gila y la potencia de Aridane para impedir que el Mestalla concrete su sueño.

Fotos

Vídeos