http://static.lasprovincias.es/www/menu/img/valenciacf-desktop.jpg

El futuro financiero del Valencia no pasa por Lim

Con papeles. Alemany, durante su comparecencia ante los medios en la sala de prensa de la Ciudad Deportiva de Paterna. / damián torres
Con papeles. Alemany, durante su comparecencia ante los medios en la sala de prensa de la Ciudad Deportiva de Paterna. / damián torres

Alemany recuerda la necesidad de vender jugadores para cuadrar el presupuesto e insiste con las consultoras internacionales para acabar el nuevo estadio

TONI CALERO

Mateo Alemany volvió a sentarse en la sala de prensa de la Ciudad Deportiva de Paterna dos meses después de su última 'visita'. Con la tranquilidad que otorga la cuarta plaza en Liga, pasado el mal trago de la eliminación en Copa y sin demasiado interés en detallar las claves de algunos de los temas más espinosos de la actualidad valencianista, el director general y portavoz del club pasó revista destacando su «satisfacción» por la marcha del equipo y manteniendo su idea, clara, de que el Valencia seguirá vendiendo futbolistas este verano y los próximos para ir cuadrando los presupuestos. Peter Lim, desde el punto de vista financiero, va a dejar hacer esperando que los recursos generados por el propio Valencia sean suficientes para impulsar al club a otra dimensión.

Sobre esa premisa se empezó a trabajar desde hace mucho tiempo, por esos dos años fuera de Europa que debilitan las arcas del Valencia y obligan a barajar diversos planes de futuro más allá de la aportación económica de Lim. El dueño apostó por darle las riendas del club a Mateo Alemany, el día a día, para escapar de un importante bache con muchos frentes abiertos: la crisis deportiva, el nuevo estadio, Porxinos, la multa de la Unión Europea... Respecto al césped se aclaró el panorama con un equipo que funciona, pero quedan demasiadas incógnitas que despejar. Es por ello que Alemany insistió ayer en la idea de contactar con operadoras internacionales para finalizar el nuevo estadio o recordó que la «obligación» de vender jugadores «es una partida presupuestaria» y por tanto, hay que atenderla para seguir funcionando. Este verano, en principio, deben salir futbolistas por un valor aproximado de 45 millones de euros.

«Si está presupuestada esa cantidad es porque era necesaria para empatar. Es una forma de proceder recurrente en los últimos años. El Valencia gasta más de lo que ingresa en modo ordinario y ese déficit debe cubrirse con traspasos de jugadores. Vender provoca un presupuesto más alto, poder gastar en fichar futbolistas. Prefiero un potencial mayor para acceder al mercado y disponer de un equipo fuerte, aunque eso lleve aparejado tener que vender a algún jugador», explicó Alemany, quien admitía que el año pasado no se vendió a «nadie» arriesgando porque el valor de muchos jugadores era muy bajo. El director general destaca la revalorización de la plantilla durante el presente curso y apuntó que los ingresos por fichajes «no tienen relación directa con las compras».

El director general aplaza la renovación de Marcelino y Parejo para final de temporada

Con Alemany y Marcelino modelando la plantilla, uno de los principales quebraderos del club es la reactivación del nuevo Mestalla. Desde el Valencia se reconoce que no será posible ponerse manos a la obra con el campo de Cortes Valencianas si no se juega Champions todos los años. La línea de crédito vía Singapur está cerrada y Alemany insistió ayer en los contactos con las operadoras internacionales. «El tema del nuevo estadio es similar al de Porxinos, va lento. Lo único que puedo incorporar es que el tema de la licencia avanza según lo previsto y estamos hablando con diferentes consultoras internacionales para que nos den opciones. El club está avanzando para resolver esta situación que es uno de los temas que preocupan a la entidad», zanjó el director general. Cabe recordar que Lim -en junio tendrá que abonar 18 millones a Bankia- no tiene la obligación, pero sí el compromiso, de terminar el estadio y fue una de las denominadas contingencias que Meriton ha puesto en modo 'standby'.

El repaso de Alemany a la actualidad del Valencia tuvo también parada en un asunto que la actual administración heredó de épocas anteriores: la investigación de la FIFA por el fichaje de menores. «Riesgo -de sanción- siempre hay cuando hay un procedimiento abierto y nosotros hemos hecho nuestras valoraciones para tenerlo previsto», dijo el director general.

Guedes y Kondogbia

La situación respecto a Gonçalo Guedes y Geoffrey Kondogbia no ha variado en las últimas semanas. Alemany sigue dejando en manos del Paris Saint Germain el futuro de Guedes. «Está cedido aquí hasta junio y luego entiendo que el PSG decidirá si lo traspasa, lo cede o se lo queda», acató. Sobre Kondogbia decide el Valencia, al menos hasta el 31 de mayo, cuando expira la opción de compra que el club de Mestalla puede ejercer de forma unilateral. La negociación por Kondogbia va unida a la de Joao Cancelo, puesto que el Inter también puede quedarse al portugués (cedido allí) hasta ese 31 de mayo.

Alemany había abierto su comparecencia hablando de Marcelino y la cerró con el técnico: «No hay negociación para renovarle, pero estamos muy satisfechos con él y su cuerpo técnico y esperemos que estén muchos años con nosotros». La negociación con Marcelino se aplaza hasta final de curso, como la de Dani Parejo. «Es nuestro capitán y estamos felices con él», afirmó.

Fotos

Vídeos