http://static.lasprovincias.es/www/menu/img/valenciacf-desktop.jpg

Choque de trenes en el Puchades

Los jugadores del Mestalla celebran uno de los goles. / iván arlandis/vcf
Los jugadores del Mestalla celebran uno de los goles. / iván arlandis/vcf

El portero Álvaro evita la victoria del filial en el último instante, mientras que Javi Jiménez y Marc Ferris sufren graves lesiones de rodilla El Ontinyent se adelanta pero el Mestalla roza la remontada en un emocionante final

R. D. VALENCIA.

El derbi provincial resultó todo un choque de trenes en el Mini estadi Antonio Puchades. El Valencia Mestalla empató ante el Ontinyent en un duelo que tuvo un final tremendamente emocionante y donde el filial pudo culminar la remontada, pero el portero Álvaro lo evitó con una gran parada en el tiempo añadido.

Los de la Vall d'Albaida dominaron en el inicio y se adelantaron con dos tantos, en una primera parte marcada por la mala suerte en forma de lesiones importantes para los valencianistas Javi Jiménez y Marc Ferris, que tuvieron que ser sustituidos antes del descanso. Ambos apuntan a rotura de ligamentos. El equipo de Lubo Penev se encontró de inicio con un Ontinyent que salió convencido y presionando arriba. En una transición rápida, Keita Jr hizo bueno el servicio por banda izquierda para fusilar sin oposición a Rivero, en una acción en la que la defensa del Mestalla quedó desubicada por la lesión de Javi Jiménez.

Tras el gol reaccionó el equipo de Penev, que tuvo el 1-1 en las botas de Jordi Sánchez y de Fran Villalba, que no pudo rematar un buen servicio de Centelles. Perdonó el Mestalla y llegó el segundo del Ontinyent, obra de Tito tras una buena combinación en la frontal del área.

Pero no bajó los brazos el Mestalla, que se metió en el partido gracias a un gol de Fran Villalba tras una gran jugada individual de Marc Ferris. El lateral de Chirivella sería también protagonista desafortunado justo antes del descanso cuando se lesionó y tuvo que ser también sustituido.

En la segunda parte lo siguió intentando el filial ante un Ontinyent que controlaba el paso de los minutos para administrar su ventaja. En la recta final una buena jugada de Ferran Torres por banda derecha la definió con sangre fría Alberto Gil después de dejar sentados a dos rivales en el área. En los minutos finales César Morgado tuvo en su mano por dos veces el gol de la victoria, pero los dos remates de cabeza del central encontraron dos grandes paradas del guardamenta.

Fotos

Vídeos