Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

C. Valenciana

Comunidad Valenciana

Los estudiantes mantienen la protesta contra los planes de Bolonia

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
Los universitarios encerrados denuncian desalojos forzosos
Algunos de los universitarios ayer durante el encierro que mantienen este fin de semana en la Facultad de Geografía.
Los universitarios que desde hace semanas mantienen encierros en los centros de la Universitat de València fueron desalojados ayer al hacer oídos sordos a la petición del rector, Francisco Tomás, de que depongan sus protestas contra los planes de reforma de los planes de estudio universitarios para la convergencia con Europa.

La institución académica está viviendo unas semana de protestas con manifestaciones y encierros de estudiantes en las facultades y escuelas de los tres campus universitarios. Son medidas de presión contra la reforma de planes de estudio impuestos por los acuerdos de Bolonia, que deberán empezar a aplicarse en 2010.

A estos gestos reivindicativos se ha sumado el hecho de que mañana se inicia la campaña electoral, que culminará el próximo jueves con la celebración de los comicios estudiantiles para elegir a sus representantes en claustro y en juntas de facultad.

La campaña electoral empieza oficialmente el lunes, por lo que el rector Tomás decidió a última hora del viernes poner fin a los encierros.

A tal efecto remitió a las asambleas de estudiantes de los campus de Burjassot, Tarongers y Blasco Ibáñez, una notificación. En ella se solicitaba que depusieran su actitud, levantaran los campamentos y retirarán toda la cartelería, pancartas y elementos usados en los encierros.

El objetivo de dicha medida, se gún la nota del rector, es "garantizar, desde el lunes, los derechos de todos los estudiantes".

Pero el largo centenar de alumnos, que desde hace tres semanas mantienen estos encierros nocturnos, decidieron esperar al mismo lunes para dar cumplimiento a la petición de la autoridad académica.

Sin embargo, ayer se encontraron con que durante la mañana fueron objeto de desalojo forzoso, aunque no hubo incidentes. Todo transcurrió con tranquilidad.

Según relataron los componentes de la asamblea de estudiantes, "los cuerpos de seguridad, aprovecharon la ausencia de los estudiantes en varios centros para destruir y desmontar los campamentos de Tarongers y Blasco Ibañez".

Tan sólo sortearon la situación los jóvenes que permanecen encerrados en la Facultad de Geografía e Historia, donde continúan todo el fin de semana.

Su intención es deponer su actitud el mismo lunes por la mañana "que es cuando el rector ha fijado el plazo para hacerlo", señalaron los afectados a "LAS PROVINCIAS".

Estos estudiantes acusaron al equipo de gobierno universitario de "destruir todo el material informativo", entre el que se encontraban los listados con las firmas de apoyo a sus reivindicaciones.

Desde estas asambleas se denunció "el conjunto de prácticas represoras realizadas desde el equipo rectoral, que muestra la total y absoluta vacuidad de su retórica de negociación".

Vocento
SarenetRSS