Las Provincias

Los interinos anteriores a 2005 tendrán más puntos en las oposiciones del Consistorio

  • Los sindicatos acuerdan con el tripartito en el nuevo convenio acelerar los concursos de empleo público para reducir los puestos provisionales

valencia. Los 800 interinos que trabajan en el Ayuntamiento están más cerca de ser funcionarios con el convenio aprobado ese jueves, aunque deberán pasar por un proceso de oposición. El sistema consensuado entre el gobierno municipal y todos los sindicatos pasa porque los empleados anteriores a 2005 tengan más puntos en los concursos.

La antigüedad dará así prioridad a los interinos, aunque tanto el concejal de Personal, Sergi Campillo, como fuentes sindicales consultadas por LAS PROVINCIAS rechazaron que se produzca un acceso directo a la plaza en concurso.

Eso sí, el Estatuto Básico del Empleado Público prevé en la disposición transitoria cuarta la consolidación de empleo temporal, es decir, que de manera gradual esos 800 puestos se conviertan en puestos ocupados por funcionarios.

«Los procesos selectivos garantizarán el cumplimiento de los principios de igualdad, mérito, capacidad y publicidad», indica la normativa y precisaron fuentes sindicales. El guiño que se hace a los interinos es que estos procesos les darán cierta ventajas por los años trabajados en la Administración, lo que entra en la legalidad y se utiliza de manera habitual, comentaron.

«Los procesos selectivos tendrán carácter abierto y garantizarán la libre concurrencia, sin perjuicio de lo establecido para la promoción interna y de las medidas de discriminación positiva previstas en este Estatuto», señala el documento.

Además de las pruebas de capacidad, los procesos de oposición incluirán ventajas, aunque no decisivas. Sobre este punto se añade que la valoración de «méritos de los aspirantes sólo podrán otorgar una puntuación proporcionada que no determinará, en ningún caso, por sí misma el resultado del proceso».

Campillo indicó que los procesos de consolidación recogidos «no significan automáticamente que el interino se funcionarice. Deben pasar pruebas, por supuesto». Estos concursos oposición serán presentados en las próximas fechas.

El acto de este jueves, la firma del convenio hasta 2019 con todos los sindicatos, fue una «sesión abierta de la Mesa General de Negociación para firmar el preacuerdo laboral», señaló el edil, quien matizó que ahora «debe pasar la tramitación administrativa, donde irá tanto a asesoría jurídica, como a Intervención y Secretaría General».

Fuentes sindicales señalaron que el compromiso del gobierno municipal es que los concursos de oposición «se hagan cada año conforme permita la legislación», en referencia a las restricciones del Gobierno para el aumento de la plantilla de funcionarios.

El Consistorio tiene en la actualidad 4.961 empleados, entre funcionarios, interinos y laborales-fijos, esta última una modalidad con apenas representatividad. El alcalde Ribó destacó que hay casos de trabajadores que están más de 20 años sin poder optar a una plaza en oposición, debido a la congelación de la oferta de empleo público. El aumento de contratos, este año unos 300 más, supondrá por otro lado el aumento del coste en el capítulo de Personal, en una cifra aún por determinar por el tripartito.