Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
RSS | ed. impresa | Regístrate | Lunes, 21 abril 2014

Portada

Estás en: Las Provincias > Portada
Alicante
La industria del calzado sólo tiene ocho empresas con más de cien trabajadores
Más de la mitad de las 1.500 firmas de la provincia cuentan con menos de diez operarios
10.05.08 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
La industria del calzado sólo tiene ocho empresas con más de cien trabajadores
Unas trabajadoras de la empresa calzados Wonders, en Elche, en plena actividad, una de las pocas industrias de tamaño grande del sector que existen en la provincia.
La estructura industrial del sector del calzado en la provincia apenas ha evolucionado en los últimos años a pesar de las crisis y reconversiones sufridas. El modelo de pymes de tamaño pequeño y mediano domina con claridad, dentro de una fuerte atomización. Un dato revelador es que de las 1.504 firmas zapateras existentes en la Comunitat Valenciana, tan sólo 8 tienen más de un centenar de trabajadores y no existe ninguna con más de 200 operarios, según recoge el último Anuario de Calzado en España 2007, elaborado por la Federación de Industrias del Calzado Español (FICE).

Del total de mercantiles contabilizadas, más de la mitad -811-, tienen una plantilla de menos de diez trabajadores. En concreto, 487 de las mismas entre tres y cinco operarios; y 324, entre seis y nueve. En un escalón superior están las que contabilizan entre 10 y 19 trabajadores que suponen unas 374 empresas.

Las sociedades de tamaño medio ascienden a unas 279, que sitúan su plantilla entre 20 y 49 empleados. Mientras que son 32 firmas las que poseen entre 50 y 99 obreros.

Entre las ocho compañías zapateras consideradas grandes aparecen nombres tan relevantes en la industria alicantina como Pikolinos, Mustang y Giossepo, que han sabido crecer y adaptarse a los tiempos bajo la fórmula del éxito.

Otro de los ejemplos de estas grandes empresas zapateras lo representa también Calzados Wonders, cuya producción anual se sitúa en 689.000 pares de zapatos y que cuenta con una plantilla de 170 trabajadores, a los que habría que sumar la generación de otros 100 empleos indirectos. El presidente de la Asociación de Industriales del Calzado de Elche (AICE), Jaime Carbonell, es el propietario de esta marca, creada en el año 1986 como Calzados Danubio y que desde entonces no ha dejado de crecer.

Lo que sucede es que ni las firmas consideradas más grandes se salvan de los periodos de zozobra como el actual. Es el caso de la marca ilicitana El Dantés, bien posicionada en los mercado de alta gama y que se ha visto obligada a cesar su producción y despedir a trabajadores.

En cualquier caso, tal como recoge la patronal zapatera en su anuario, apenas se observan diferencias en la respuesta a la crisis por el diferente tamaño de las empresas, sino más bien por su especialización en tipos de productos o de mercados. Si bien, por lo general, las empresas de mayor tamaño se han adaptado a los cambios de producto y de mercado a que obligan las tendencias de la moda y la internacionalización de la industria, dividiéndose en unidades productivas por especialidades, como pone de manifiesto la paulatina reducción del tamaño medio de los establecimientos industriales.

En cambio, las pequeñas sociedades se adaptan más lentamente, por lo que sufren un mayor daño, como refleja la desaparición, en el último quinquenio, de la mitad de industrias con más de 100 trabajadores.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS