Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Sucesos

Estás en: Las Provincias > Local > Sucesos
Sucesos
Dos muertos y 11 heridos al chocar una furgoneta con inmigrantes hacinados y un coche en Llíria
Uno de los temporeros viajaba en el maletero del vehículo cuando se produjo el accidente en un tramo en obras

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
Dos muertos y 11 heridos al chocar una furgoneta con inmigrantes hacinados y un coche en Llíria
La furgoneta Volkswagen Caravan en la que circulaban los 11 inmigrantes.
Dos personas murieron y otras 11 resultaron heridas de diversa consideración al chocar un coche y una furgoneta en la que viajaban hacinados 10 adultos y un menor, todos ellos inmigrantes paquistaníes e indios, en el término municipal de Llíria.

El terrible accidente tuvo lugar sobre las ocho de la mañana en un tramo en obras de la carretera CV-35, concretamente en el punto kilométrico 27. Un matrimonio de Llíria circulaba en un turismo Ford Mondeo en dirección a Valencia, mientras que la furgoneta Volkswagen Caravan se dirigía al interior de la provincia.

Rafael M. S., de 57 años de edad, y Vicenta B., de 54 años, iban a recoger a sus nietos en la Pobla de Vallbona para llevarlos al colegio. Por su parte, los inmigrantes eran trasladados en condiciones infrahumanas a un campo para trabajar. Uno de los temporeros, al parecer, viajaba en el maletero del vehículo Volkswagen Caravan,

Según las primeras investigaciones de la Guardia Civil de Tráfico, la furgoneta invadió el sentido contrario y chocó frontalmente contra el Ford Mondeo.

El conductor del coche no pudo hacer nada para evitar la brutal colisión. Fueron unos segundos de gran tensión en los que Rafael M. S. aún tuvo tiempo de girar bruscamente el volante, pero no logró esquivar el otro vehículo. Como consecuencia de la colisión falleció Vicenta B. y uno de los ocupantes de la furgoneta.


Atrapados en los vehículos
Varias víctimas quedaron atrapadas en los dos automóviles, por lo que dos equipos de bomberos de los parques de l'Eliana y Paterna acudieron con urgencia al lugar para rescatarlas.

El kilómetro 27 de la CV-35 se llenó de vehículos de los servicios de emergencia. Además de los bomberos y de los agentes de la Guardia Civil de Tráfico, cuatro ambulancias, el médico del ambulatorio de Llíria y dos patrullas de la Policía Local también se movilizaron.

Siete de los heridos fueron trasladados al Hospital Arnau de Vilanova y al centro de salud de Llíria, mientras que los restantes accidentados ingresaron en La Fe, dos de ellos en estado muy grave.


Ingresados en la UCI
Rafael M. S. sufrió fracturas en una pierna, el esternón y en varias costillas, aunque los médicos no temían por su vida, según informó un familiar del vecino de Llíria.

El inmigrante que fue trasladado a la unidad de cuidados intensivos de La Fe, un hombre de 35 años cuya identidad responde a las iniciales W. K., presentaba un grave traumatismo craneal.

"He podido hablar con mi padre y me ha dicho que la furgoneta se le ha echado encima", explicó el hijo de la víctima. El joven acudió de inmediato al Hospital La Fe para interesarse por el estado de su progenitor, que también fue ingresado en la unidad de cuidados intensivos.

"Todavía no le hemos dicho que mi madre ha muerto. Nos han dicho los médicos que es mejor, por el momento, que no sepa la verdad", añadió el familiar.

Mientras los heridos recibían atención médica, un equipo de atestados de la Guardia Civil de Tráfico inspeccionaba de forma minuciosa la carretera y los dos vehículos siniestrados.

Tras interrogar a las víctimas y testigos del accidente, los agentes realizaron también indagaciones para comprobar si el dueño de la furgoneta tenía en regla toda la documentación del vehículo. Además, la Volkswagen Caravan llevaba más ocupantes de los permitidos. El siniestro tuvo lugar en un tramo en obras de la CV-35 donde sólo hay habilitado un carril para cada sentido.


Una carretera muy peligrosa
El PSPV, a través de la portavoz adjunta del grupo parlamentario en las Corts, Carmen Ninet, afirmó ayer que este terrible accidente "confirma nuestras reiteradas advertencias al Consell sobre el aumento de la peligrosidad de esta importante carretera".

Una dificultad que se produce en gran parte, añadió la socialista, "por el parón de las obras de ampliación tras las elecciones. Las consecuencias están siendo desastrosas".

La responsable del PSPV destacó que "la falta de iluminación, el mal estado del firme, la carencia de señalización y la inseguridad de la vía debido a la interrupción de carriles eran patentes".

Con todo, desde esta formación se urge "a finalizar las obras de la CV-35, porque la inseguridad de esta vía no debe de perpetuarse en el tiempo". "Echar la culpa a la adjudicataria no sirve para los muchos ciudadanos que transitan con temores por la vía", aseguró Ninet.

sucesos@lasprovincias.es
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS