El tripartito encarga sin concurso obras en jardines aprobadas hace un año

P. M.

valencia. El alcalde Ribó presentó el pasado día 4 un ambicioso plan para la remodelación de once parques de la ciudad, en su mayor parte procedentes de las votaciones vecinales de 2016, en la primera edición de las inversiones decididas por la participación ciudadana. De la relación de parques al menos cuatro se han adjudicado por contrato directo, sin concurso al ser catalogados de entidad menor.

Se trata de los jardines situados en la plaza de la Iglesia en Fuente de San Luis, que ha salido por 55.745 euros. También el ajardinamiento de la calle Juan Bautista Pastor, en la pedanía de Borbotó, con un coste de 55.745 euros. Uno más en la calle Miniaturista Messeguer, en Benimàmet, con un presupuesto de 55.245 euros. El cuarto y último de momento es el situado en la plaza Asensio Magraner, por la misma cantidad que los dos primeros.

La normativa establece que en el caso de las obras los contratos menores deben tener una cuantía menor a 50.000 euros para poder evitar cualquier tipo de competencia. Entre esa cantidad y los 200.000 euros, la Administración está obligada a un procedimiento negociado sin publicidad, lo que significa la petición de tres ofertas para poder comparar los presupuestos.

El grupo popular ha denunciado varias veces el abuso del gobierno municipal de la modalidad de contrato menor. Además de los cuatro jardines citados, también aparecen en la relación de contratos menores de este año la remodelación de una zona verde en la calle Carolina Álvarez (55.745 euros), una intervención similar en la calle Pepita Samper y una más de la zona dedicada a perros en el antiguo mercado de Abastos. En todos los casos se trata de encargos realizados el pasado mes de junio. La relación acaba con un jardín en la avenida Aragón, donde hace unos meses se suprimió una zona de aparcamiento en favor de ampliar una pradera y arbolado.

El Consistorio también ha aprobado por el sistema de contrato menor la reparación de las fuentes del jardín situado en la plaza Condes de Parcent, en este caso con una cuantía de 60.413 euros. Las dos piezas están estropeadas desde hace tiempo, lo mismo que ocurre con la pequeña verja que las rodea.

Esta plaza ha protagonizado varias protestas vecinales, con pancartas en balcones y ventanas por el aumento de la prostitución callejera, la presencia de indigentes en el parque y el tráfico de drogas al menudeo, entre otras situaciones, por lo que la demanda continua es una mayor presencia policial.

Fotos

Vídeos