Las seis Harley de la Policía Local salen a subasta a los dos años de anunciarse

Dos de las motocicletas que saldrán a subasta, en la Marina en junio de 2006. / javier peiró
Dos de las motocicletas que saldrán a subasta, en la Marina en junio de 2006. / javier peiró

El Ayuntamiento aprueba las bases de la venta de las motos de lujo, con un precio de salida de la mitad de lo que costaron

P. MORENO VALENCIA.

El Ayuntamiento tiene previsto aprobar hoy en la junta de gobierno la subasta de seis motocicletas Harley-Davidson propiedad de la Policía Local desde 2006, cuando fueron cedidas por la marca con motivo de la Copa América, para después ser adquiridas. El precio de salida se sitúa en 8.892 euros la más barata y 8.951 euros la más cara, impuestos aparte. De esta manera se da el paso necesario tras un anuncio producido hace dos años.

El proceso ha sido lento y ha necesitado primero desafectar estos vehículos de las propiedades municipales. Adquiridos como vehículos para actos protocolarios y eventos, participaron también en el acompañamiento que se realizó a la visita del Papa Benedicto XVI. El Consistorio carecía hasta entonces de unas motocicletas tan valiosas, con un precio de mercado que supera los 20.000 euros, aunque el anterior gobierno municipal aseguró que había conseguido un descuento.

Sea como sea, será todo un éxito si el Ayuntamiento recupera la mitad del valor de estos vehículos en la subasta. En la documentación del expediente a la que tuvo acceso ayer LAS PROVINCIAS se indica que la menos rodada tiene 8.598 kilómetros y la que más alcanza los 12.314 kilómetros en el marcador.

Los seis vehículos se entregan aptos para circular aunque en el pliego de condiciones se precisa que si es necesaria alguna reparación, entonces correrá a cargo de los compradores. En su tiempo fueron utilizadas sobre todo en patrullas en la zona de la Marina, así como en los citados grandes eventos y actos protocolarios. También se ha podido ver alguna en el Museo de la Policía Local. La Harley Davidson modelo Road King FHL Policía Local es una motocicleta clásica y el origen de su diseño se remonta a los años 40.

La tasación se ha realizado con el criterio de la antigüedad y el kilometraje, por lo que hay pequeñas diferencias entre las unidades que saldrán a subasta. La anterior concejal de Protección Ciudadana, Sandra Gómez, anunció en septiembre de 2015 la voluntad de vender las motos como la supresión de lo que consideró un símbolo de la etapa anterior, algo similar a lo que se ha hecho con la subasta de los dos vehículos asignados a la alcaldía en la etapa de Rita Barberá, de alta gama y uno de ellos blindado.

Aún así, el expediente indica que hasta el 29 de julio de 2016 las junta de gobierno no dictó la desafectación y posibilidad de vender la media docena de vehículos. Entre las condiciones incluidas en el pliego destaca la renuncia que deben hacer los aspirantes a presentar cualquier reclamación por posibles averías, así como vicios ocultos que afloren durante su utilización.

La subasta será al alza y si ocurre igual que en los dos coches de la alcaldía, habrá que recurrir a un segundo proceso, con los precios revisados para hacer la venta más atractiva. En las condiciones del concurso no se indica si se mantendrán los colores y logotipos de la Policía Local de Valencia, lo que seguramente la convertiría en una pieza más valiosa para los coleccionistas. En todo caso, no podrían circular con la personalización que se hizo en su día, con luces de emergencia en la parte posterior y todos los elementos de un vehículo oficial, escudo de la ciudad incluido.

Fotos

Vídeos