La policía comprará dos radares para los accesos a Valencia

Á. S.

valencia. La Policía Local de Valencia comprará dos radares fijos que serán colocados en las entradas norte de Valencia, tanto en los túneles de acceso como en la avenida Antonio Machado, los puntos de la ciudad «donde más se corre», según confirmó ayer la concejala de Protección Ciudadana, Anaïs Menguzzato. Además, informó de que se comprará un nuevo «multa-car», un coche que circulará junto al carril bus por la noche para poner multas a quienes estacionen en él.

Menguzzato hizo estas declaraciones ayer durante una rueda de prensa en la que presentó el balance de los primeros seis meses de la campaña «Cinco sentidos, 0 accidentes», que continuará los próximos meses.

La campaña sirve para controlar la velocidad, el consumo de alcohol al volante o el uso de teléfonos móviles mientras se conduce, entre otras infracciones, con el objetivo de contribuir a reducir el número de accidentes y especialmente el número de accidentes con víctimas mortales y heridos que se producen en esta ciudad. Durante la primera campaña, entre diciembre de 2016 y junio de 2017, en el que se controlaron más de 800.000 vehículos, el número de accidentes mortales se redujo de 8 a 5 con relación al mismo periodo del año anterior.

Durante la campaña se ha controlado la velocidad a un total de 821.812 vehículos, de los que 14.254 han sido sancionados. En 6 de los casos se superaba en más de 60 kilómetros hora el límite máximo de velocidad permitida. Además, se han llevado a cabo 6.474 controles de consumo de alcohol en los que 551 conductores han dado positivo, en 214 casos con una tasa de alcohol de 0'6 miligramos por litro. En cuanto a los positivos por consumo de drogas, se han contabilizado 43.

Fotos

Vídeos