Padres católicos denuncian «la nula voluntad de diálogo» de la conselleria

Joaquín Batista
JOAQUÍN BATISTAValencia

La Federación Católica de Asociaciones de Padres de Alumnos de Valencia (Fcapa) criticó el domingo «la nula voluntad de diálogo» del Consell y del Ayuntamiento de Valencia. A través de un comunicado la organización recordó que Vicent Marzà «sigue negándose» a recibirles desde el 28 de julio de 2015. También se refirió al presidente Puig, que acumula 21 meses «sin recibir ni a Fcapa ni a la Mesa por la Educación en Libertad». «Veremos si es capaz de hacerlo antes con Escola Valenciana, que le acaba de pedir, según sus propias declaraciones, una reunión», dijo.

La organización también criticó que desde Educación no se le han facilitado informes relacionados con la normativa reguladora de los programas lingüísticos, como el solicitado el pasado septiembre y que se refería al decreto ley que afectó a 1º de Infantil. El comunicado decía también que «ya ocultó durante meses el supuesto informe técnico de las universidades, adjudicado a dedo y pagado con los impuestos de todos y que avalaba su primer decreto de plurilingüismo, tumbado por los tribunales».

Por último Fcapa se refirió a la concejala de Educación de Valencia, María Oliver, recordando que el Síndic tuvo que recomendar a través de dos resoluciones «un funcionamiento más democrático y transparente» del Consejo Escolar Municipal. En la primera se pedía adoptar las medidas necesarias «para incluir en el orden del día los asuntos planteados con antelación suficiente», y en la segunda que se garantizara «la participación democrática de sus miembros».

Fotos

Vídeos