María Oliver asumirá la portavocía suplente de València en Comú y Neus Fábregas, el acta de concejal de Jordi Peris

María Oliver y Jordi Peris.
María Oliver y Jordi Peris. / LP

«La relaciones no han sido todo lo adecuadas que deberían haber sido», ha apuntado el ya exportavoz sobre sus compañeros María Oliver y Roberto Jaramillo

I. D. / A. CValencia

La actual concejal de Vivienda en el Ayuntamiento de Valencia, María Oliver, será quien asuma la portavocía suplente de València en Comú hasta que el partido decida quien ocupa el cargo tras la dimisión de Jordi Peris que se ha producido esta mañana. Mientras, Neus Fábregas, cuarta en la lista municipal de València en Comú, será quien ocupe el acta de concejal.

Durante la rueda de prensa de despedida, Jordi Peris no ha querido valorar la labor de sus dos compañeros de grupo María Oliver y Roberto Jaramillo, en referencia a las malas relaciones que han existido desde que llegaron al gobierno. "La relaciones no han sido todo lo adecuadas que deberían haber sido", ha indicado el ya exconcejal.

Puerta abierta a cesar en sus cargos

Jordi Peris, que hoy ha dimitido como concejal de Participación en el Ayuntamiento de Valencia y portavoz de ValC, expresaba la semana pasada, tras el cese de Rafael Monterde como gerente de Las Naves, su disposición a dejar de ser el portavoz de València en Comú si así lo decidiera el partido. El que fuera cabeza de lista de la marca blanca de Podemos en la ciudad de Valencia abrió la puerta a esta posibilidad que ha estado sonando durante meses.

En un comunicado difundido por la formación, Peris consideró una «proposición legítima» su sustitución si es aprobado en el espacio orgánico adecuado. La figura del portavoz de València en Comú se ha ido deteriorando con el paso de los meses pero ha sido tras la polémica destitución de Rafael Monterde, como director de Las Naves, cargo que depende directamente de Peris, la gota que parece haber colmado el vaso. Sin embargo, el concejal esgrime otros argumentos como el feminismo para justificar su más que probable marcha. Por ello, todo apunta a que María Oliver, la concejal de Educación y Patrimonio y única mujer entre los representantes de la formación en el consistorio, podría ser la próxima portavoz.

Peris subrayó que es importante que parte de los puestos de relevancia sean ocupados por mujeres, aunque incidió en que sería conveniente que también fueran «rotatorios». El concejal también recalcó que el debate sobre el cambio de portavoz tiene que ser «profundo y sereno» y que deberían dejarse al lado los personalismos para tomar la decisión. Además, apostó por ratificar el cambio en el máximo órgano de dirección, la Asamblea ciudadana.

La relación entre los tres concejales de València en Comú nunca ha llegado a ser fluida y los representantes funcionan de manera independiente en el consistorio. Peris pertenece a la rama de independientes dentro de València en Comú, mientras que Oliver proviene directamente de Podemos. La concejal también tiene un puesto en el Consejo Ciudadano Valenciano del partido y formó parte de las listas de Antonio Estañ, secretario general y vencedor de las primarias, por lo que su figura se ha visto reforzada en los últimos meses. Pese a ello, Oliver tampoco ha estado exenta de polémica ya que, tal y como publicó este diario, uno de los jefes de servicio que estaba a su cargo había sido expedientado por el ayuntamiento de Burjassot y, tras salir a la luz la noticia, tuvo que ser cesado.

Fotos

Vídeos