Dimite el secretario de Semana Santa por desacuerdos con el párroco de Santa María del Mar

José Vilaseca. / rafa montesinos
José Vilaseca. / rafa montesinos

José Vilaseca se une al malestar de varias hermandades del Grao porque no les dejan organizar las procesiones desde la junta parroquial

LOLA SORIANO VALENCIA.

A un mes de los primeros actos de la Semana Santa Marinera de Valencia se ha abierto una polémica que ya se ha cobrado una dimisión. El secretario general de la Junta Mayor, José Vilaseca, presentó el lunes sus renuncias al cargo por no estar de acuerdo con las decisiones tomadas por el conciliario de Santa María del Mar.

Vilaseca presentó su dimisión para unirse al descontento de varias hermandades, cofradías y corporaciones del Grao que no están conformes en que el párroco, José Vicente Calza, haga cambios en la organización de las procesiones vinculadas con la Semana Santa, que hasta ahora corría a cargo de la junta parroquial. Según estas fuentes, Calza propone que las procesiones se organicen desde el consejo pastoral, que incluye otros colectivos de la parroquia, no sólo a los vinculados con la Semana Santa.

Vilaseca argumenta que «se han producido unas fracturas y si se ponen obstáculos que impiden trabajar sólo había dos soluciones o me dejaba llevar o decía hasta aquí, como así ha sido». Añade que su simbólico puñetazo sobre la mesa ha sido «para mostrar mi desacuerdo con estas decisiones y porque el prior tampoco lo ha solucionado».

El ya exsecretario general detalla que «estas decisiones afectan a toda la Semana Santa y se podría acabar extendiendo a otras parroquias. Las juntas parroquiales tienen unas atribuciones concretas». Vilaseca añade que estas medidas han sido la gota que ha colmado el vaso pero «no ha sido el único problema. En verano en Santa María del Mar decidieron que la hermandad de la Concordia no continuará en esta junta parroquial por estar en San Mauro y nadie paró el tema».

Y entre las hermandades también han manifestado el malestar de que se quiera hacer una procesión el Miércoles Santo con todos los colectivos del consejo parroquial, vestidos de particular y con tres imágenes, entre ellas la del Cristo del Grao.

El presidente de la Semana Santa Marinera, Francisco Carles, se mostró sorprendido por la renuncia de Vilaseca, «ya que cinco minutos antes de empezar la asamblea hablé con él y yo no lo sabía». Carles explica que tanto «la Junta Mayor como el propio prior apoyamos desde el minuto uno a las hermandades y cofradías del Grao. Toda la vida han organizado ellos estas procesiones y así debe de ser». Por eso, explica que hoy acompañarán a estos colectivos a la reunión que han solicitado con el obispo auxiliar, Arturo Ros, que además será el pregonero de la fiesta, para que medie.

Por su parte, el párroco José Vicente Calza indicó que no es cierto lo que se está diciendo. «Se organizarán las procesiones desde el consejo parroquial, pero ellos están también representados». Y añadió que «los estatutos de la Junta Mayor no obligan a la parroquia como institución, que tiene su consejo pastoral». Otros colectivos que no pertenecen a la Semana Santa manifestaron ayer su apoyo al párroco e indicaron que la idea es que toda la parroquia tome las decisiones de forma conjunta.

Tras la dimisión de Vilaseca hoy se celebrará un consejo de gobierno de la Junta Mayor y posiblemente las atribuciones vacantes queden ahora en manos de Sergio Bordes, actual vicesecretario.

Fotos

Vídeos