Las autoescuelas evitan la avenida del Cid durante los exámenes por los atascos

Las autoescuelas evitan la avenida del Cid durante los exámenes por los atascos

Los centros de los alrededores de Valencia tienen que salir hasta media hora antes para llegar a tiempo a las zonas de pruebas

A.S.

Los examinadores de autoescuela tienen una zona de Valencia prácticamente vetada: la avenida del Cid. Y eso que es una zona de examen de las más habituales, junto a Tres Forques. Pero los constantes problemas de tráfico (ayer, la circulación estuvo congestionada durante prácticamente toda la tarde en sentido entrada por la ocupación de un carril a la salida del túnel para continuar con el desmontaje de las pasarelas) han obligado a los examinadores a no acercarse a la avenida si quieren poder terminar la prueba a tiempo.

Juan Carlos Muñoz, presidente de la Asociación Valenciana de Autoescuelas, explica que si salen a a la avenida «no da tiempo a hacer el examen». Estas pruebas duran 25 minutos y durante ese tiempo, el examinado debe conducir como le exige el profesor que le está evaluando. Normalmente se solicita hacer distintas maniobras, como adelantamientos, giros, cambios de sentido o estacionar, pero los examinadores son conscientes de que si acceden a la avenida del Cid se quedan sin tiempo, atrapados en cualquiera de los atascos que se forman en la vía desde el desmantelamiento de las pasarelas.

Además, según Muñoz, los trabajadores de la autoescuelas de los alrededores de Valencia, que se examinan en la capital, han de salir con casi media hora de antelación para llegar a los exámenes si acceden por la avenida del Cid, toda vez que es precisamente el sentido de entrada el más congestionado día tras día. La concejalía de Movilidad que dirige Giuseppe Grezzi esgrimió ayer en el pleno municipal unos datos de tráfico en la avenida que apuntaban a un descenso del número de coches en la misma en la primera quincena de febrero. Sin embargo, el concejal de Ciudadanos Narciso Estellés, que había solicitado los números, explicó que cuando un conductor descubre que en la entrada por la avenida del Cid hay problemas de circulación, «decide buscar tramos alternativos» por los que acceder a la ciudad.

La realidad es que la sociedad civil está cada vez más preocupada por los atascos en la avenida. Colegio Oficial de Ingenieros de Caminos de Valencia se reunirá la semana que viene para, entre otros asuntos, estudiar posibles alternativas para la avenida del Cid, afectada por atascos diarios, mucho más importantes que los que se sufrían antes de la retirada de las pasarelas y la creación de pasos de peatones provisionales. Fuentes de la entidad profesional explicaron que este tipo de reuniones son quincenales y en ella los expertos en movilidad del colegio analizarán la problemática creada en la avenida.

Desde el desmontaje de las pasarelas hace dos semanas, los problemas de tráfico son constantes. De hecho, casi diariamente hay atascos de entre dos y tres kilómetros en la A-3 en sentido entrada a la ciudad, sobre todo a la salida del túnel, donde se ha ubicado uno de los pasos peatonales provisionales. Los definitivos se ubicarán donde estaban las antiguas pasarelas, pero no se abrirán hasta que terminen las obras de desmontaje de las escaleras, que siguen en pie en varias ubicaciones de las pasarelas, mientras arrecian las críticas vecinales por los problemas de tráfico y de inseguridad que, aseguran, están sufriendo los barrios que atraviesa la avenida del Cid.

Vecinos del entorno, por su parte, insisten en que los tiempos de circulación por una vía que divide varios barrios y hasta localidades (a un lado de la misma está Valencia y en el otro, Xirivella y Mislata) se han multiplicado hasta por dos: recorridos que antes se hacían en 12 minutos ahora cuesta recorrerlos 25 minutos, como explicó la presidenta de la Asociación de Vecinos de Nou Moles, Casilda Osa, que puso como ejemplo un viaje desde Alaquàs a su barrio.

Fotos

Vídeos