Anulan una sanción por ruido dentro de un coche

El TSJCV obliga al Consistorio a retirar una multa de 2.400 euros por imprecisiones en la ordenanza contra la contaminación acústica

S. V.

valencia. El Ayuntamiento de Valencia ha dejado sin efecto una sanción de 2.400,86 euros impuesta a un conductor que usó el equipo de música de su vehículo «a un volumen elevado, con las puertas y el maletero abierto» frente al Paseo de Neptuno. El Consistorio se ha visto obligado a descartar esta sanción después de que el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana haya aceptado el recurso presentado por el demandante al considerar que el artículo de la ordenanza contra la contaminación acústica que habla de música alta en el coche no indica los decibelios a partir de los cuales se puede multar. Se penaliza así la imprecisión del artículo 65.2 en el punto p) que habla de esta cuestión.

El Consistorio pretende modificar la ordenanza contra la contaminación acústica. Se trata de una norma que data de 2008 y que ya ha causado problemas al actual Consistorio, como con los toques de campanas de San Nicolás y la protección que se merecen este tipo de toques manuales de campanas. La cuestión obligó a intervenir al propio alcalde de Valencia, Joan Ribó, que se mostró partidario de mantener los repiques tradicionales.

Fotos

Vídeos