Las Provincias

Las Fallas ya están donde merecen

vídeo

Oltra, la fallera mayor, Raquel Alario, Ribó, Puig, Gómez y Menguzzato, brindan tras conocer la noticia. :: jesús signes

  • Ribó admite junto a Puig y Oltra que es un logro compartido con el PP y que Fuset ha hecho el último relevo de una carrera de fondo

  • La Unesco reconoce la grandeza de la fiesta valenciana y la inscribe como Patrimonio Inmaterial

valencia. Las Fallas ya son inmortales. A pesar de que su esencia se basa en el arte efímero, con la cremà que da paso a un nuevo ejercicio de duro trabajo, ayer en la XI asamblea de la Unesco celebrada en Etiopía, se reconoció la importancia de las Fallas. Después de 13 años de duro trabajo, desde que se gestó la idea hasta que se ha hecho realidad, las Fallas ya están inscritas en la lista de Patrimonio Inmaterial.

La buena noticia llegó a las 12.50 horas, ya que la embajadora de España ante la Unesco, Teresa Lizaranzu, pidió que se adelantara el debate de esta candidatura para poder estar presente y realizar la defensa.

En el Ayuntamiento las primeras reacciones en el despacho del alcalde Joan Ribó fueron tímidas, pero la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, preguntó que dónde estaba el champán, y el personal del Consistorio ya preparó una primera bandeja de cava y bromeó al decir que «aunque apliquemos la austeridad en el gobierno, hay que celebrar el reconocimiento».

El alcalde Joan Ribó, en una primera reflexión, aseguró que era un «premio de toda la ciudadanía, de todos los pueblos que hacen fallas y de las miles de personas que trabajan día a día por las Fallas». Añadió que las Fallas ya no son sólo patrimonio de todos los falleros y de todos los valencianos, «sino Patrimonio de la Humanidad».

En la jornada de ayer la delegación española en Etiopía compartió la alegría junto con otras candidaturas que también obtuvieron el visto bueno, como es el caso de la rumba cubana, cuyo estudio precedió a las Fallas. La delegación de Cuba dedicó el reconocimiento a la rumba, «una expresión de resistencia y autoestima» a la memoria del líder de la revolución cubana, Fidel Castro.

La música y el baile del merengue en la República Dominicana pasaron el corte. Aseguraron que se transmite mediante la participación «y su práctica atrae a personas de clases sociales muy diferentes.

La cultura cervecera belga, con más de 1.500 clases diferentes, fue inscrita ayer. En este selecto 'club' han entrado los Veinticuatro periodos solares del calendario chino; la fiesta 'Mangal Shobhajatra' (el Año Nuevo que se celebra en doce países asiáticos) y el carnaval de Granville (Francia).

El examen de las demás candidaturas, como la del festival El Callao de Venezuela o la charrería de México, continuará hoy.

La propuesta de las Fallas se aprobó por unanimidad y sin objeciones y, por eso, el debate fue rápido. Cabe recordar que la candiratura podía haber llegado en 2015, pero el Gobierno apoyó la iniciativa compartida del solsticio del verano de Andorra, conocida popularmente como las 'Fallas' del Pirineo. Después se pudo retrasar nuevamente porque el Ministerio de Cultura quería apostar por las Tamborradas, pero se evitó la demora tras la mediación personal de la entonces alcaldesa Rita Barberá y el que fuera ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, durante la visita a Valencia en marzo de 2015 de la directora general de la Unesco, Irina Bokova.

En el Salón de Cristal del Ayuntamiento Ribó indicó que los principales protagonistas eran los falleros y los artistas. «Las Fallas son mucho más que un motor económico. Son nuestra fiesta y cultura. Con una crítica descarada e imprescindible. Tiene componentes como el teatro amateur, la música, la indumentaria, la seda...».

Además, quiso repartir méritos y recordó que él practicaba atletismo y la candidatura «ha sido una carrera de relevos. Fuset ha hecho la última etapa, pero ha requerido el trabajo de muchas personas». Añadió que «antes habían trabajado los concejales Félix Crespo -al que llamó Filiberto Crespo por equivocación- y Francisco Lledó».

Fuset transmitió su emoción en directo al alcalde por redes sociales. Ribó reconoció que el concejal estaba lloroso «y he brindado dos veces, una de ellas en nombre de Fuset».

Apoyo económico

A la pregunta de si iba destinar más dinero a las Fallas, el alcalde dijo que precisamente «Pere me ha pedido una aportación extra. Está claro que el Ayuntamiento ha mejorado y lo que han logrado las Fallas este año no es algo normal, pero los presupuestos ya están aprobados. A pesar de ello, lo vamos a estudiar».

El presidente del Consell, Ximo Puig, que a media mañana ya estaba en el Ayuntamiento esperando el veredicto, dijo que ahora las instituciones públicas deben de dar «un paso adelante para aprovechar esta oportunidad y relanzar la fiesta como se merece». Añadió que las Fallas «ya eran patrimonio, pero ahora ha llegado el reconocimiento».

Oltra, se felicitaba como fallera y dijo que la humanidad «acaba de recibir un regalo grande, las Fallas». Dijo que «estamos donde merece la fiesta» y que descubrió las fallas cuando tenía 15 años, en Paterna «aunque mis padres ya me habían hablado de ellas. Me parecieron extraordinarias y no entendía por qué no se proyectaban al mundo».

Fuset dio palabras de agradecimiento desde Etiopía. Apuntó que la inscripción en el Patrimonio Inmaterial «es un gran estímulo para buscar la excelencia y la mejora constante que abarca la fiesta. Somos conscientes de la gran responsabilidad que supone compartir con la humanidad el compromiso de velar por la preservación de todos los elementos que contempla la candidatura como la creatividad de artistas y artesanos, la sociabilidad festiva y la transmisión intergeneracional».

El concejal mandó ayer desde Etiopía mensajes de voz a Crespo y Lledó para compartir la alegría.

El maestro mayor del gremio de artistas, José Ramón Espuig, recordó que «las Fallas han hecho historia y es un reconocimiento al trabajo de nuestros antepasados y del nuestro que dejaremos en legado a las generaciones futuras».

El concejal del grupo popular Félix Crespo, iniciador de la candidatura, recordó que «cuando le presenté el proyecto a Rita Barberá no me dejó ni acabar de explicarlo. Me dijo que me lanzara. Es una alegría compartirlo con todos los falleros». Francisco Lledó, que también preparó el expediente, reconoció ayer que estaba «feliz. Tenía nervios, pero a la vez sabía que la candidatura tenía mucha fuerza». Ambos, junto con Alfonso Novo, Lourdes Bernal, Cristóbal Grau y Beatriz Simó dedicaron el logro a Barberá. «Es un legado que inició Rita y aunque no esté aquí, trabajó constantemente para impulsar la candidatura».

Novo hizo un símil con la huerta valenciana y dijo que Crespo «plantó la semilla. Llegó la regó y Fuset ha recogido los frutos».

Ayer también llegaron muestras de apoyo desde el Gobierno. El presidente Mariano Rajoy felicitó a los valencianos. «Enhorabuena a todos los valencianos por este reconocimiento merecido al arte y a la tradición», escribió en redes sociales.

El ministro de Educación y Cultura, íñigo Méndez de Vigo, declaró que «es una buena noticia. España ocupa el cuarto país del mundo con mayor número de manifestaciones. Es un reconocimiento a una fiesta popular y querida por todos. Estoy seguro que todos y seguramente también alguien que está ahí arriba -en referencia a Rita Barberá- se alegrará mucho».

El delegado del Gobierno, Juan Carlos Moragues, dijo que «han colaborado todas las administraciones y el mundo fallero y ha permitido una candidatura de sobresaliente».

El presidente del gremio del Arte Mayor de la Seda, Vicente Genovés, recordó que las Fallas «son una fiesta que tienen gran arraigo en nuestra ciudad, son cultura propia del pueblo valenciano e historia viva de la tradición sedera. Sin las Fallas sería imposible que se pudiera seguir tejiendo espolines de manera artesanal». Añadió que supone un broche perfecto para el año en que se ha restaurado el Colegio de la Seda y se ha abierto el museo.