Las Provincias

El Ayuntamiento de Valencia propondrá cláusulas para dificultar contratos con empresas con vínculos en paraísos fiscales

  • Jaramillo apunta que la moción «se alinea con la campaña que a nivel estatal está llevando a cabo la ONG Intermón Oxfam»

Los contratos municipales incluirán cláusulas que dificultarán que empresas vinculadas a paraísos fiscales puedan ser contratadas por el Ayuntamiento de València, de acuerdo con una moción que presentarán este jueves en el pleno el concejal de Cooperación al desarrollo y Migración, Roberto Jaramillo, y el de Gobierno Interior, Sergi Campillo, con la que se declarará Valencia como ciudad libre de paraísos fiscales.

"Defenderemos la necesidad de incluir cláusulas que redunden en una contratación municipal limpia, libre de ningún vínculo con comportamientos económicos que están muy alejados de la ética que está siguiendo fielmente el Govern de la Nau. Las empresas con vínculos con paraísos fiscales han de conocer que el Ayuntamiento de Valencia es una institución transparente que gestiona con honestidad los recursos de todas las valencianas y los valencianos", ha afirmado Campillo.

El edil ha anunciado la presentación de la moción durante su intervención en el II Encuentro Internacional de Municipalismo y Economía Solidaria que se ha celebrado desde el jueves en Barcelona, donde ha puesto en valor la gestión del Ejecutivo local.

Por su parte, Jaramillo ha resaltado que con esta moción se pretende, en la medida de sus posibilidades, "mitigar los graves efectos de aquello que el sistema permite y que se traduce en imponer desde Europa la austeridad y los recortes a la ciudadanía y al mismo tiempo permitir el fraude fiscal de las grandes empresas y fortunas que operan en paraísos fiscales, a través de fondos o de sociedades offshore".

Jaramillo también ha asegurado que la moción "se alinea con la campaña que a nivel estatal está llevando a cabo la ONG Intermón Oxfam", con la que trabajan desde junio para que el Ayuntamiento "priorice las empresas que no tienen relación con estos paraísos fiscales".

El pasado mes de abril Campillo ya anunció la introducción de toda una serie de cláusulas que tendrían que aplicar las empresas que deseen contratar con el Ayuntamiento, centradas en el respeto a la igualdad de trato y oportunidades, el uso de lenguaje no sexista y la atención especial al fomento del empleo en colectivos como el de mayores de 45 años y los parados de larga duración.