Las Provincias

«El verano ha sido malo, pero está yendo a peor en octubre»

María tiene una tienda de recuerdos en una calle muy céntrica de la ciudad. «En verano no hemos vendido nada. Bueno, nada comparado con otros veranos. Y ahora.. menos que nada. Está yendo a peor, y mira que parecía difícil», lamenta, desde detrás del mostrador en su desierta tienda. Su caso es solo uno de los cientos que se viven en los comercios de la ciudad.

«Es que no compra nadie, no sé por qué será... igual es porque no hay Gobierno, están fastidiándonos a todos», dicen en otro local situado en la muy transitada calle del Trench. A tiro de piedra de la Plaza Redonda, frente a su establecimiento pasan cada día miles de personas. Sin embargo, apenas vende. «Es impresionante. Los turistas aún compran alguna cosa, pero los de aquí... no compran nada. Ni los turistas españoles. Nada», lamenta.

Situación opuesta a la de la hostelería en la plaza de La Virgen o del Mercado, que han ampliado las terrazas en la zona recuperada para los peatones tras la actuación del Ayuntamiento a comienzos de este año. «Aquí siempre se vende, al lado de la Lonja... y la peatonalización nos viene genial», dice Sebastián, que trabaja en un bar.