Las Provincias

Unanimidad en Les Corts para reclamar la gratuidad de la AP-7 en la Vall d'Uixó

Varios camiones circulando por la A-7. :: lp
Varios camiones circulando por la A-7. :: lp
  • El delegado del Gobierno asegura que se han duplicado los medios materiales para reducir los plazos de la obra

Unanimidad de todos los grupos parlamentarios en Les Corts para reclamar al Gobierno central la liberalización de la AP-7 a su paso por Castellón mientras duren las obras de rehabilitación del firme que ejecuta el Ministerio de Fomento en el tramo de la Vall d'Uixó y que está previsto que duren seis meses.

Así, PP, PSOE, Compromís, Ciudadanos y Podemos dieron ayer luz verde en el pleno a una proposición no de ley en la que piden al Consell que inste al Ejecutivo de Mariano Rajoy a establecer «de manera inmediata» la gratuidad de este tramo de la autopista con el objetivo de, según recoge el texto aprobado, solucionar los problemas de circulación por estos puntos. Porque las obras en la A-7 coinciden con las que se desarrollan en la línea ferroviaria entre Valencia y Castellón para implantar el tercer carril del corredor mediterráneo.

El texto también destaca que las vías alternativas y gratuitas a la A-7 son la N-340 y algunos caminos comarcales que no reúnen «las condiciones de seguridad ni las características» para absorber el tránsito habitual de la zona (unos 50.000 vehículos al día). En este sentido, los trabajos que realiza el ministerio, con un coste de 3,36 millones, han obligado a cortar una calzada al tráfico y desviarlo a la contigua, que funciona en doble sentido.

Pese a que el tramo afectado, entre Xilves y la Vilavella, es de nueve kilómetros, la afección al tráfico ya ha producido varias retenciones, como ayer, cuando se registraron tres kilómetros de cola hacia Castellón por los trabajos de mejora.

Gratuidad en otras ciudades

Durante las intervenciones, el diputado del PP Alfredo Castelló destacó que el consenso da «un plus de fuerza y determinación» al acuerdo alcanzado. Por su parte, el socialista Ignacio Subías resaltó que la provincia de Castellón está «ninguneada» por Fomento y por Renfe (argumento que también empleó el diputado de Ciudadanos David de Miguel), además de recordar que en otras autonomías se ha concedido la gratuidad en casos similares.

La diputada de Compromís Belén Bachero criticó que la única alternativa sea la N-340, muy antigua y de un solo carril, por lo que hay que derivarse a la AP-7 y David Jiménez (Podemos) instó a que los otros grupos reclamen coherencia a sus homólogos en el Congreso cuando se traten iniciativas similares allí.

Mientras, el delegado del Gobierno en la Comunitat, Juan Carlos Moragues, reprochó al Consell su falta de implicación en las obras de la AP-7 y recordó que donde ha habido liberalización, la autonomía ha aportado dinero, tal y como sugirió el secretario de Estado de Fomento, Julio Gómez-Pomar, a comienzos de semana. «La cuestión es criticar y exigir al Gobierno de España», dijo.

Moragues también aseguró que «se están duplicando los medios tanto humanos como materiales» para la obra con el fin de reducir los plazos iniciales y que se estudia la bonificación o liberalización.