Las Provincias

Las inversiones en nuevas zonas verdes llegan apenas al 20% del presupuesto

valencia. La concejala del grupo popular, Lourdes Bernal, alertó ayer que el nivel «pésimo de ejecución de las inversiones» para la remodelación de parques y jardines, con un 20% del presupuesto municipal ejecutado, «pone en evidencia la nefasta gestión de la concejala responsable, Pilar Soriano».

Bernal citó como ejemplo de esta «deficiente gestión» la partida destinada a la remodelación de jardines, dotada con más de 3 millones de euros, y de la que «tan sólo se han autorizado la obligación de pago de 607.000 euros».

La ejecución de las inversiones del presupuesto de 2016 de todo el Ayuntamiento se situó en septiembre en el 40%, lo que la edil popular consideró «un nivel muy bajo que dice poco sobre la diligencia y eficacia de la gestión del tripartito». En el ámbito de los jardines, señaló que con un porcentaje de ejecución, obra pagada y terminada, inferior al 20%, es todavía «mucho peor».

«Los jardines de los barrios cada vez presentan un peor estado por la falta de mantenimiento», señaló la edil, quien subrayó que es «incomprensible que la señora Soriano renuncie a más de tres millones euros del Presupuesto de este año y los ceda a la delegación de Hacienda para que los dedique a otros fines».

Recordó que todavía está pendiente la construcción de jardines muy demandados por los vecinos, como el proyectado en la plaza Manuel Granero, en el barrio de Ruzafa. «Estaba presupuestado en 2015 y su diseño se consensuó con comerciantes, vecinos y hasta con la Federación de Vecinos.» Esta zona verde tenía un coste de 240.000 euros y la previsión del gobierno municipal es que su remodelación no se haga hasta los últimos años del mandato, es decir, en 2019.