Las Provincias

La protección de la procesión del 9 d'Octubre excluye de forma definitiva el Te Deum

Celebración del Te Deum en la catedral, el pasado año. :: manuel molines
Celebración del Te Deum en la catedral, el pasado año. :: manuel molines
  • El Consell ha aprobado la declaración de Bien de Interés Cultural Inmaterial del acto cívico que recorre las calles de la ciudad

El pleno del Consell ha declarado Bien de Interés Cultural (BIC) Inmaterial la procesión cívica del 9 d'Octubre en Valencia, pero el blindaje de la Conselleria de Cultura para el acto cívico no ampara el tradicional Te Deum, que queda excluido. Así pues, Cultura no ha variado su posición inicial, ya que cuando inició el expediente hace justo un año, ya se apuntaba que el blindaje se hacía sin entrar en la catedral.

La decisión del Consell se ha argumentado apoyándose en los informes emitidos por dos de los cuatro órganos consultivos preceptivos. Es decir, se ha basado en los escritos positivos del Consell Valencià de Cultura (CVC) y de la Universitat de València, pero no hay informe de la Universidad Católica, puesto que según dijo en su momento Cultura, esta entidad no lo remitió.

Un cuarto caso es el de la Real Academia de Bellas Artes de San Carlos. La junta aprobó en diciembre un informe a favor de la declaración, eso sí, instando a incluir la presencia de la Senyera en la catedral, pero este documento no consta en el expediente porque, según indicó Cultura, no llegó a la conselleria.

En cuanto al informe favorable del Consell Valencià de Cultura, este no aborda la presencia de la procesión cívica en la catedral. Dejaba en manos del Ayuntamiento y la Generalitat la determinación del itinerario. La decisión se aprobó sin unanimidad, puesto que contaba con once votos a favor y seis en contra. En la ponencia del pleno de diciembre del CVC ya se indicó que la celebración religiosa debía quedar «en la esfera de la libre elección y decisión de la corporación municipal» y añadió que en el siglo XX, la procesión cívica se celebró 63 años y el Te Deum 48.

En el informe de la Universitat de València se explicaba que «si bien en origen el trasfondo religioso es fundamental, pronto la ciudad y el reino toman los actos como un elemento de justificación política, de identificación colectiva y cívica».

El blindaje que se hará hoy a la procesión cívica hará muy difícil a partir de ahora cambiar la declaración de BIC, ya que se necesitarían muchos informes para modificarlo e incluso podría llegar a precisar permiso del Ministerio de Cultura.

Desde el grupo popular, el concejal Alfonso Novo, recordó ayer que fueron el único grupo político en presentar alegaciones. «Nuestra obligación como representantes de los valencianos, y por el hecho de sentirnos valencianos, es mantener la tradición y la historia». Consideró «incomprensible e inaceptable que otros grupos, que han manifestado sentirse orgullosos de ser los portadores de la Real Senyera, no hayan hecho nada para evitar la mutilación histórica que ha perpetrado el alcalde y sus socios del tripartito».

Novo insistió en que este BIC «tendrá una deficiencia histórica si se excluye la celebración del Te Deum en la catedral, la interpretación del himno nacional y el disparo de salvas de ordenanza militar».

El concejal popular dijo que «en 1924 se recuperó la procesión por parte de Lo Rat Penat, y en los últimos 100 años han sido más de 80 las veces que se ha celebrado y en más de 60 se ha hecho el Te Deum».

Pisar la calle sin autobús

El vicesecretario de Ideas, Principios y Valores del PP de la Comunitat Valenciana, Luis Santamaría, reclamó ayer «valentía» al Consell en los actos del 9 d'Octubre y que en ellos «pise la calle y no se esconda en un autobús». Santamaría recordó que el pasado año varios representantes autonómicos realizaron en autobús el trayecto del Palau de la Generalitat al Ayuntamiento antes de la procesión cívica para, en su opinión, «no oír las protestas de los ciudadanos». E indicó que los valencianos «no están para que la Generalitat destine dinero a gastos superfluos».

Por su parte, el alcalde de Valencia, Joan Ribó, ha grabado un vídeo que se puede consultar en la web municipal donde recuerda que el pueblo valenciano es «gente honrada y emprendedora, a pesar de las dificultades». Añade que se ha logrado «por la constancia, el esfuerzo, la estima por esta tierra, su cultura y la defensa de la democracia como espacio de cohesión».

Ribó dice que para lograr un futuro mejor es necesario «tener los instrumentos necesarios que nos permitan un autogobierno sólido» y apunta que «no hay autogobierno posible sin una financiación adecuada y unas infraestructuras óptimas».