Las Provincias

Valencia prevé recaudar 15 millones en el plan contra el fraude y la morosidad

  • El Ayuntamiento tratará de cobrar la tasa de la telefonía a las operadoras y no a sus filiales para aumentar los ingresos hasta los cinco millones

valencia. Un día después de que el alcalde Joan Ribó desvelara en El Saler algunas de las claves del Presupuesto municipal de 2017, como la nueva tasa de la telefonía móvil, el mayor coste de la plantilla municipal y la amortización de préstamos, el concejal de Hacienda, Ramón Vilar, explicó a LAS PROVINCIAS cómo hacer frente a ese aumento del gasto corriente sin tener que reducir las cuentas municipales. Una de las claves estará en la mejor gestión de la recaudación de tasas e impuestos y la lucha contra el fraude, una partida que rondará los 15 millones el próximo ejercicio.

El Consistorio se ha embarcado en el refuerzo de la plantilla del área Económica, además de ultimar concursos para adjudicar a empresas la búsqueda de bolsas de fraude en el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) y el Impuesto de Actividades Económicas, entre otros municipales. «Será uno de los elementos a tener en cuenta, una mejora en la inspección es indispensable para aumentar la recaudación», comentó el delegado, quien se ha propuesto llevar al pleno de este mes la aprobación inicial de la ordenanza fiscal. La tónica será la congelación respecto a este año, aunque está por ver lo que ocurrirá con el IBI.

Las asociaciones de comerciantes han propuesto que el mínimo del valor catastral para sufrir el incremento del 36% en el recibo sea de un millón de euros, en lugar de los 250.000 euros actuales. La alternativa de Vilar es situar esa franja en los 500.000 euros.

De los 1.406 comercios afectados por la subida, buena parte de ellos se quedarían fuera del aumento. Vilar estimó que el Consistorio dejaría de recaudar un cantidad que oscila entre los 700.000 euros y el millón. La medida promovida por el edil socialista no ha sido aceptada de momento por el alcalde Ribó, que este viernes indicó que, pese a la subida, la tributación de los comercios sigue siendo inferior a lo que ocurre en otras ciudades españolas.

Otra de las nuevas vías de ingresos es la tasa que se pondrá a las operadoras de telefonía móvil. La horquilla de recaudación está entre los 1,5 y los cinco millones de euros, dependiendo de cómo se giren los recibos. Vilar explicó que intentarán, igual que hace el Ayuntamiento de Madrid, cobrar a las empresas matrices en lugar de las filiales.

De este modo, la facturación irá en beneficio de las arcas municipales, dado que se trata de una tasa progresiva. Eso está por ver todavía y la cifra oficial dada por el Consistorio es de tres millones de euros. Acerca de las modificaciones en el IBI, el edil de Hacienda señaló la posibilidad de que se tome una decisión «antes de la aprobación provisional», es decir, dentro de tres semanas.

En general, el Presupuesto municipal será más elevado que este año, donde se aprobaron unas cuentas de 836,9 millones de euros para el Consistorio, las empresas y los organismos autónomos. Vilar no precisó la cifra, aunque ratificó las declaraciones del alcalde del día anterior, en el sentido de dejar las mismas transferencias del Estado, 337 millones, a la vista de la situación política. El aumento de la amortización de la deuda, con una subida de 20 millones de euros por el final de la carencia de un año en la refinanciación, se compensará con el ahorro de diez millones en intereses, mientras que el aumento de la plantilla costará 18 millones.

En el capítulo de inversiones, Vilar dijo que hay 23 millones ya asignados a obras plurianuales y cofinanciados con otras Administraciones. El convenio para financiar el Parque Central ascenderá en 2017 a ocho millones, uno más que este ejercicio para las arcas municipales. El edil no precisó si el mayor gasto corriente afectará al capítulo de inversiones, aunque indicó que hay poco margen para aumentar los ahorros en las concejalías.