Las Provincias

La despedida de los jóvenes Taizé

Jóvenes participantes en el encuentro de oración de la comunidad Taizé, ayer cuando se disponían a dejar Valencia. :: AVAN / A.Sáiz
Jóvenes participantes en el encuentro de oración de la comunidad Taizé, ayer cuando se disponían a dejar Valencia. :: AVAN / A.Sáiz
  • La iniciativa ha movilizado en Valencia a 30.000 personas entre participantes y familias acogedoras

  • 300 autobuses trasladan a sus países a los peregrinos del encuentro cristiano

Impresos en la retina y pegados a su memoria se han llevado momentos inolvidables. También han sembrado amistades para siempre, como las que dejan en Valencia. El encuentro anual de jóvenes cristianos de la comunidad ecuménica de Taizé se completó ayer permitiendo que miles de jóvenes, de distintas confesiones cristianas y procedentes de los más diversos países, hayan disfrutado de los valores que descubren la convivencia, la solidaridad y la oración.

Los peregrinos llegados a Valencia se despidieron ayer de la ciudad. La avenida del Cid y la Alameda, donde se concentraron 300 autobuses, fueron el escenario de un adiós que volvió a ofrecer un retrato del éxito de participación registrado por una convocatoria cuya antorcha se dirige ahora a Riga, la capital de Letonia. Allí se celebrará el encuentro en diciembre de este año.

Fueron 15.000 los jóvenes que el pasado lunes llegaron a Valencia con motivo de esta llamada a la oración. Tras participar en los talleres, oraciones, meditaciones y testimonios compartidos a lo largo de la semana, todos los peregrinos emprendieron ayer viaje de regreso a casa a bordo de 300 autobuses, según informaron desde el arzobispado. Algunos se desplazaron en otros medios de transporte, como tren, avión y coches particulares.

Todos los implicados

Junto a los 15.000 jóvenes procedentes de distintos países europeos se han visto implicados en la iniciativa otros tantos valencianos y familias acogedoras que han elevado a 30.000 el número de participantes.

Durante el encuentro europeo, la catedral de Valencia y la iglesia de santa Catalina de Valencia han acogido todos los días oraciones simultáneas. Además, se han celebrado a 28 talleres sobre fe, solidaridad y sociedad, arte y cultura, en distintas iglesias, parroquias, colegios y centros.

La convocatoria de Valencia ha contado con la participación del prior de la comunidad ecuménica de Taizé, el hermano Alois, quien ha dirigido todos los días meditaciones a los jóvenes. En las mismas, según el arzobispado, «ha planteando propuestas sobre la misericordia» como «confiarnos al Dios que es misericordia, perdonar una y otra vez, acerquémonos, solos o con algunos otros, a una situación de sufrimiento».

El encuentro con la bienvenida a los participantes por parte del cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, el pasado 29 de diciembre. Además, numerosos obispos españoles y de otros países europeos han viajado a Valencia.