lasprovincias.es
Miércoles, 22 octubre 2014
claros
Hoy 14 / 17 || Mañana 14 / 17 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Vacas que viven como marquesas

Comunitat

Vacas que viven como marquesas

Una granja de Requena mima a sus animales en cubículos individualizados con lechos de látex

20.12.11 - 00:14 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
El lugar de esta historia no es Kobe, patria de la célebre carne de vacuno, la más cara y preciada del mundo, donde las vacas beben cerveza, reciben masajes y las limpian con sake, sino Requena. Pero aquí estas vacas lecheras también viven como marquesas y duermen sobre lechos de látex cubiertos con una fina capa de paja fresca.
La granja del Grupo San Ramón, asentada en la finca La Bonora desde septiembre de 2008, hace un gran esfuerzo desde hace años por rodear a sus animales del máximo confort. No sólo por respeto a las reses sino por mejorar al máximo la calidad de la leche. Los cubículos individualizados donde reposan están diseñados para que cuando el animal quiere defecar tenga que retroceder un paso y soltar las heces en un pasillo por el que, cada hora, un mecanismo las recoge y lo mantiene limpio.
Este sistema logra un doble objetivo: mantener las instalaciones aseadas y sin olores, y elaborar un estiercol que sirve para su comercialización. Pero, además, la granja extrae el metano y lo convierte en energía eléctrica y térmica en una planta de biogás. Esta medida permite evitar cada año la emisión de 17.000 toneladas de CO2.
La familia Garcerá es la responsable de este templo vacuno. Esta saga de ganaderos revolucionó el negocio hace 20 años, cuando Ramón, el fundador, y sus hijos compraron a 'Bob Inspiration', un carísimo semental canadiense (100 millones de pesetas en su día; 600.000 euros ahora). Este toro de la raza Holstein fue el padre de 2.000 reses de primera calidad, el principio de una granja dedicada a producir una leche exquisita.
El control de las reses comienza nada más salir del vientre materno. O mucho antes, cuando se realiza una selección genética para elegir a los sementales más adecuados dentro del banco internacional. A los terneros se les insertan dos chips para tenerlos controlados. Los primeros días son amamantados en las naves de crecimiento por un robot que calcula la cantidad exacta de leche que necesitan. Y en la siguiente etapa, cuando la empresa necesita que produzcan mucho y bueno, ya reciben una dieta individualizada que puede incluir bagazo de cerveza, copos de maíz, harina de soja o alfalfa deshidratada.
Todos estos cuidados han permitido que Grupo San Ramón reciba un garante de calidad como el ISO 9001. Aunque su aval es la leche, la que ha seducido a grandes empresas como Danone. La familia Garcerá nunca deja de pensar en qué puede ayudar a las vacas. De ahí que decidieran hace tres años mudarse de Quart de Poblet a Requena, un municipio con un clima mucho más apropiado, pues este tipo de vacas lecheras necesitan un tiempo seco y una temperatura que oscile entre los -4 y los 8 grados.
Y, a punto de recibir el nuevo año, la empresa piensa ya en 2015, un momento clave para el sector, el año en el que desaparecerán las cuotas lecheras y Grupo Navarro, que en la actualidad tiene unas 2.200 reses en cinco naves, podrá expandirse en el espacio que ya tiene reservado en La Bonora para poder elevar el censo hasta las 6.000 cabezas. Aunque para ello tengan que ir preparando nuevos lechos de látex.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
La información de los barrios de Valencia y sus comercios, ahora en internet.
lasprovincias.es