Adiós a los sellos en los pasaportes: la UE quiere fronteras inteligentes

Un pasajero enseña el pasaporte en el aeropuerto de Barajas./RC
Un pasajero enseña el pasaporte en el aeropuerto de Barajas. / RC

De momento está en fase piloto, aunque está previsto que se implante en 2020 y agilice la entrada y salida de viajeros

ARANTXA HERRANZ

El actual sistema de sellado manual de pasaportes en fronteras puede tener sus días contados: la Comisión Europea está trabajando en un proyecto, conocido como Smart Borders (Fronteras Inteligentes), en el que muchos de esos trámites pasarán a estar automatizados. De momento, se están haciendo varias pruebas en proyectos piloto.

El sistema es muy parecido al que ya está implantado en Estados Unidos. Aunque de momento no sería obligatorio, los viajeros que no sean de la zona Schengen podrán apuntarse en un registro antes de venir a Europa, lo que facilitará su paso por los puestos fronterizos. Las fronteras tendrán un sistema conectado con la base de datos del Sistema de Información de Visados (VIS), lo que permitirá identificar antes a cada viajero, mejorando el control y la seguridad y agilizando el paso fronterizo.

El proyecto está en fase de investigación y prueba, aunque está previsto que pueda implantarse para el año 2020.

Registra movimientos

Smart Border consta de un sistema de registros de entrada y salida unificado para toda Europa, de manera que no importará desde qué punto haya accedido o salido cualquier pasajero de estos terceros países.

Esta iniciativa viene acompañada de programas de facilitación del viaje, de forma que cualquier persona que quiera viajar al Viejo Continente pueda registrarse antes de venir y no tenga que pasar tanto control en la frontera. En ese registro se aportan una serie de datos, de manera que cuando llega a Europa toda esa información está registrada, lo que facilita y agiliza la comprobación por parte de las autoridades.

Un dispositivo para controlar los pasaportes de manera digital.
Un dispositivo para controlar los pasaportes de manera digital. / RC

"Esta iniciativa tiene un objetivo de agilizar el tránsito de los pasajeros en la frontera y de seguridad en las mismas", asegura Pedro Soria, responsable de ciberseguridad de Atos Iberia, por lo que el principal beneficio para los usuarios será que el paso por la frontera es más fácil.

Atos es uno de los proveedores de tecnología en el proyecto y uno de los socios principales en el diseño de la arquitectura del sistema de registro de entrada y salida. "También estamos involucrados en el desarrollo de una aplicación para los dispositivos móviles específicos que tienen los guardas fronterizos. Con ella podrán hacer las comprobaciones de registro previo y del pasaporte electrónico sin tener que estar quietos en una caseta de control de fronteras", dice Soria.

Esta movilidad será especialmente importante en puntos terrestres como un paso de trenes. Ahora, todos los pasajeros deben descender del tren y pasar por fronteras. Cuando el proyecto esté en marcha, será el guarda el que pueda recorrer los vagones sin necesidad de hacer descender a todo el pasaje.

El dispositivo móvil cuenta con la tecnología necesaria para comprobar todas las medidas de seguridad que tiene un documento electrónico de viaje (como un pasaporte), así como con conexión con la base de datos para comprobar la información que se tenga de esos viajeros.

Cosas por mejorar

De momento, Smart Borders está en fase de pruebas y se han realizado ya varios piloto en el puerto de Algeciras y en el aeropuerto de Barajas. Pero aún quedan algunos flecos por resolver, como definir qué autoridad o entidad a nivel europeo gestionará este sistema. Cada país tiene sus bases de datos, pero este sistema será europeo.

Además, a nivel técnico se está descubriendo que "la gran variedad de pasaportes y documentos de viajes presenta un reto en conseguir un sistema que sea capaz de leerlos todos", en valoraciones del responsable de Atos.

Otro reto es que el número de pasaportes electrónicos no es tan alto como el que se esperaba. "Se pretende que el sistema sea para utilizar con pasaporte electrónico, porque ya tiene una serie de medidas adicionales que permiten conectarse con todos estos sistemas. Pero lo cierto es que no hay una base desplegada de pasaporte electrónico tan grande". Algo que se resolverá con el tiempo, puesto que todo pasaporte tiene caducidad. "Los nuevos que se emiten ya tendrá el componente electrónico, así que a futuro es viable".

Fotos

Vídeos