Juzgan a dos hombres acusados de matar a otro al prenderle fuego en Peñíscola

Queda en suspenso el juicio en el que hay un tercer acusado por encargar el crimen

EUROPA PRESSCastellón

Un jurado popular juzga desde este lunes en la Audiencia de Castellón a tres hombres, dos de ellos acusados de matar a otro tras golpearle y prenderle fuego con gasolina en Peñíscola (Castellón), y a un tercero por encargarles la muerte debido a que la víctima tenía deudas con él y su hermano.

La vista oral ha quedado suspendida hasta este martes después de que la fiscal haya alertado de que el abogado de uno de los acusados participó en otro juicio anterior por los mismos hechos y, en aquella ocasión, intervino para acusar al que hasta hoy defendía. Esto ha provocado que el letrado haya renunciado a defender al acusado, cuya defensa la ha asumido el abogado de otro de los acusados.

El ministerio público solicita provisionalmente 19 años de prisión para los procesados por un delito de detención ilegal en concurso medial con un delito de asesinato, y para dos de ellos pide, además, un año y nueve de meses de prisión por un delito de daños.

La acusación particular demanda 25 años de prisión para los acusados por un delito de detención ilegal en concurso medial con asesinato, mientras que las defensas han pedido la libre absolución para sus clientes.

Según el escrito de conclusiones provisionales de la fiscal, en la madrugada del 10 al 11 de 2009 dos de los acusados, puestos de común acuerdo en el modo de actuar y de acuerdo con otras personas que ya han sido condenadas en este procedimiento, esperaron a la víctima cerca de su domicilio en Benicarló (Castellón). Cuando ésta llegó, la redujeron a golpes y la introdujeron en un vehículo y abandonaron el lugar en el mismo.

Manos atadas por la espalda

Una vez la víctima tenía las manos atadas por la espalda con una esposas, la transportaron hasta una zona próxima al apeadero de Peñíscola, donde la arrojaron al suelo, la rociaron con gasolina y le prendieron fuego. El hombre falleció como consecuencia de la acción de los acusados, según la fiscal.

Posteriormente, los acusados trasladaron el vehículo a un punto de la N-340, donde le prendieron fuego. La muerte fue encargada a los anteriores por el tercer acusado, debido a que la víctima tenía deudas con él y su hermano, asevera el ministerio público.

Fotos

Vídeos