Detenido in fraganti un hombre por cometer más de 200 robos en Valencia

Detenido in fraganti un hombre por cometer más de 200 robos en Valencia

El sospechoso está relacionado con más de dos centenares de hurtos en casetas de riego

EUROPA PRESS

La Guardia Civil ha detenido in fraganti a un hombre de 43 años mientras forzaba la puerta de una caseta de riego en la localidad valenciana de Picassent, donde fue sorprendido con la mochila llena de efectos sustraídos y herramientas para cometer los robos. Hasta el momento, se le relaciona con más de 200 hurtos en casetas de riego, según ha informado el instituto armado en un comunicado.

La investigación arrancó el pasado mes de agosto por parte de componentes del Equipo ROCA de la Guardia Civil de Paiporta (Valencia) contra robos en el campo. Los hurtos perpetrados por el sospechoso se produjeron principalmente en contadores de riego de las localidades de Picassent y Alcàsser.

Tras las pesquisas, los agentes localizaron en una chatarrería de la zona piezas de latón correspondientes a los contadores sustraídos. El operativo fructificó este pasado miércoles, cuando los efectivos comprobaron cómo salía agua de una caseta de riego y verificaron que era la forma de proceder en los robos.

A los pocos minutos, los guardias civiles observaron a una persona forzando la puerta de una caseta de riego cercana, provisto con un cubo lleno de herramientas, una mochila con todos los efectos sustraídos y unas calzas puestas en las zapatillas para no dejar huellas.

Agresión con una pata de cabra

Al percatarse de la presencia de los agentes, el sospechoso empuño una hoz y amenazó e intento agredir a los agentes, cogiendo después una pata de cabra con la otra mano y emprendiendo la huida campo a través. El hombre fue interceptado unos metros más adelante, aunque en el momento de la detención golpeó a los agentes con la pata de cabra.

Finalmente, fue arrestado por los presuntos delitos de robo con fuerza, daños, resistencia y desobediencia y atentado con agentes de la autoridad, tras lo que ha pasado a disposición del Juzgado de Primera Instancia número 2 de Picassent. Hasta el momento, la Guardia Civil ha esclarecido las sustracciones en más de 200 casetas de campo.

El modus operandi que empleaba este hombre era desplazarse en metro hasta las estaciones cercanas a explotaciones agrarias regadas mediante goteo y, caseta tras caseta, forzaba las puertas y cortaba los candados para sustraer las piezas de latón, grifería y contadores de riego. Los agentes han intervenido piezas de latón y herramientas para la comisión de los delitos.

Fotos

Vídeos