Las Provincias

Detenida por intentar agredir a dos hombres con una botella rota en Valencia

  • La arrestada está acusada de quebrantar una orden de alejamiento que tenía con otro exnovio, que vive cerca del lugar de los hechos

La Policía Nacional detuvo ayer por la tarde en una calle del distrito de Abastos de Valencia a una mujer de 44 años, de origen español, como presunta autora de los delitos de homicidio en grado de tentativa y quebrantamiento de condena. Según han informado fuentes de Jefatura en un comunicado, la detenida rompió una botella de vidrio contra una pared e intentó agredir en varias ocasiones a un hombre con el que había mantenido una relación. Más tarde, insultó y amenazó a otro hombre en la calle, sin motivo aparente.

Además, estos hechos habría ocurrido a escasos 50 metros del domicilio de un tercer hombre sobre el que tenía una orden de alejamiento.

Los hechos ocurrieron el domingo 8 de mayo, sobre las cuatro y media de la tarde, cuando los agentes recibieron un aviso por la agresión de una mujer a un hombre. Al llegar, los testigos señalaron a la posteriormente detenida, "que intentaba marcharse".

Los agentes averiguaron que momentos antes un hombre se encontraba caminando por la calle cuando una mujer sin motivo aparente había comenzado a insultarle y amenazarle e incluso le había propinado un empujón. Esa misma mujer,k según la nota policial, previamente había discutido con otro hombre y al parecer había cogido una botella de cristal que había roto contra una pared y había intentado agredirle en varias ocasiones con la misma.

El hombre que había tratado de agredir con la botella había mantenido una relación con ella unos cuatro meses y que ese día al verlo comenzó a insultarle, arrojarle piedras. La víctima presentaba pequeños cortes en muñecas y manos. La sospechosa en todo momento profirió insultos y amenazas a los agentes y a las personas que se encontraban en el lugar.

Los policías averiguaron que, además, la mujer tenía una orden de alejamiento sobre un tercer hombre y que el domicilio del mismo estaba a escasos 50 metros de donde ella se encontraba, por lo que tras realizar diversas comprobaciones la detuvieron como presunta autora de los delitos de homicidio en grado de tentativa (por el intento de agresión con la botella rota) y quebrantamiento de condena (por la orden de alejamiento sobre un tercer hombre). La detenida, con antecedentes policiales, ha pasado este lunes a disposición judicial.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate