Las Provincias

Muere el chófer de un bus escolar tras salvar a los niños que transportaba

  • El hombre, de 46 años, sufrió un infarto fulminante

El conductor de un microbus que llevaba a ocho menores a sus casa tras la jornada escolar falleció el pasado 14 de febrero de un infarto mientras conducía, pero antes se aseguró de salvar a los niños. El suceso ocurrió en la carretera A-462 a la altura de Carmona (Sevilla), cuando el chófer, de 46 años, comenzó a sentirse mal y avisó al monitor de inmediato para que se hiciera cargo del autobús, protegiendo así la vida de los menores. Sólo uno de ellos, de 8 años, sufrió heridas de carácter leve en una oreja por un golpe con el asiento tras la brusca maniobra.

Peor suerte corrió la víctima, a pesar de que una ambulancia, casualmente, pasaba por allí y los sanitarios le realizaron la reanimación cardiopulmonar durante 50 minutos sin éxito, según publica ABC de Sevilla.

El suceso ocurrió sobre las 17.00 horas y fue presenciado por numerosos conductores, que alertaron al 112. El ministro y exalcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, se ha hecho eco de la noticia en Twitter.