Las Provincias

Una anciana impedida muere al arder su dormitorio en un piso de Valencia

fotogalería

Dos empleados del retén fúnebre trasladan el cadáver de la anciana en la puerta del edificio de Fernando el Católico. :: juanjo monzó

  • La Policía Científica investiga si una colilla o una vela causó el incendio mientras la cuidadora de la víctima realizaba unas compras

valencia. Una anciana de 78 años de edad murió ayer por la tarde en el incendio de su vivienda en el número 43 de la Gran Vía Fernando el Católico en Valencia. Varias patrullas de la Policía Nacional y tres equipos de bomberos acudieron con urgencia al lugar, pero no pudieron hacer nada para salvar la vida de la víctima. Tras sofocar el fuego, un bombero descubrió el cadáver de la mujer en una de las habitaciones.

El incendio se inició en un colchón en el dormitorio de la anciana, según las primeras investigaciones de la policía. La víctima, cuya identidad responde a las iniciales M. G. A., estaba impedida y salía de casa en muy pocas ocasiones. Su hijo la visitaba con frecuencia. Además, una cuidadora le preparaba la comida y se encargaba de limpiar la vivienda. Esta mujer estaba comprando en un establecimiento cercano cuando se inició el incendio. La anciana residía en la casa en régimen de alquiler desde hace poco más de dos años.

La avenida se llenó en pocos minutos de vehículos de los servicios de emergencia. La Policía Local también envió a varios agentes para regular el tráfico y colaborar con los bomberos. El Grupo de Homicidios de la Jefatura Superior de Policía y la Policía Científica se hicieron cargo de las investigaciones para determinar las causas de la muerte y del fuego.

Cuerpo quemado

El dormitorio quedó totalmente destruido y el cadáver de la mujer estaba quemado. El incendio se inició minutos antes de las cinco de la tarde. El Centro de Información y Coordinación de Urgencias (CICU) movilizó a un equipo del SAMU, cuyo médico certificó el fallecimiento de la mujer. El 112 recibió a las 16.47 horas el primer aviso del siniestro.

«Los bomberos han venido enseguida y han subido por las escaleras con una cizalla y un mazo para abrir la puerta», afirmó Fernando H., un vecino del edificio. «El rellano se ha llenado de humo. Nos han dicho que no cogiéramos el ascensor y hemos bajado a la calle», añadió el hombre. Una mujer que reside en la finca manifestó que los vecinos llamaron al timbre y la puerta de la casa de la anciana, pero no respondió nadie.

Según informaron fuentes policiales, los bomberos no tuvieron que violentar la puerta de la vivienda, ya que un hijo de la víctima les facilitó una llave. La Policía Nacional interrogó a este familiar, la cuidadora y varios vecinos para esclarecer las causas del incendio. El cadáver fue trasladado al Instituto de Medicina Legal de Valencia, donde hoy le realizarán la autopsia.

El juez de guardia abandonó el edificio minutos antes de las 19 horas tras supervisar las primeras investigaciones. Los agentes de la Policía Científica realizaron una minuciosa inspección en el dormitorio y tomaron fotografías del cadáver y el colchón.

Según los vecinos, la anciana fumaba hasta dos paquetes de cigarrillos diarios. La policía no descarta que una colilla mal apagada fuera la causa del incendio, aunque los investigadores también barajaban la hipótesis de una vela como origen del fuego. «El martes por la noche se fue la luz en la casa y la cuidadora compró un velón para que la mujer pudiera ver », aseveró el vecino. «Esa vivienda parece que tiene un problema eléctrico y saltaba el diferencia con frecuencia», añadió el hombre.