Las Provincias

Una avería de electrificación provoca retrasos y supresión de 12 trenes de Cercanías

Un tren de Cercanías en la estación del Norte. :: j. monzó
Un tren de Cercanías en la estación del Norte. :: j. monzó
  • El incendio de una arqueta afecta durante cinco horas al sistema de señalización de la línea ferroviaria a Castellón, Barcelona y Alicante

valencia. Las quejas sobre los retrasos en las líneas de Cercanías regresaron ayer de nuevo. En esta ocasión no por las obras de implantación del tercer carril entre Valencia y Castellón sino por una avería de electrificación que repercutió en el sistema de señalización y, por tanto, en la circulación ferroviaria del llamado corredor mediterráneo, es decir, tanto en dirección Alicante como Barcelona.

Un caos vespertino originado por el incendio en una arqueta con cableado de la infraestructura ferroviaria entre Fuente de San Luis y Alboraya, según confirmaron fuentes del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif). Se vieron afectados entre ocho y diez kilómetros de vías, lo que obligó a sustituir el bloqueo automático por bloqueo telefónico. Es decir, el tráfico tuvo que ralentizarse al reducirse la capacidad operativa.

La situación se prolongó durante cinco horass (entre las cinco y las diez de la noche) y se tradujo en la supresión de una docena de trenes de Cercanías de la línea C-6 (Valencia-Castellón) y retrasos de entre diez y veinte minutos en otros servicios de corta distancia, como los de la C-1 (Gandia) o C-2 (Moixent), según datos de Renfe. En algunos casos, los convoyes circularon en doble composición para facilitar los desplazamientos de los viajeros afectados en horas punta.

Debido a la avería, la circulación de Cercanías de las líneas C-5 (Caudiel) y C-6 se vio restringida a un tren por sentido la hora. Es decir, si la frecuencia de paso habitual ronda los veinte minutos, pasó a los 40-50 minutos, lo que generó protestas de pasajeros en redes sociales.

La avería también tuvo incidencias en la Media y Larga Distancia, cuyos trayectos se vieron inicialmente afectados una media hora, tiempo que alcanzó la hora en algunos casos, como un Talgo Cartagena-Barcelona (54 minutos) o un Euromed Alicante-Barcelona (68 y 71 minutos). Sin embargo, los más afectados fueron los viajeros del Euromed Valencia-Barcelona Estación de Francia, ya que el convoy retrasó su salida 45 minutos y acumuló una demora de hasta 89 minutos en el trayecto.

También repercutió en la oferta de Media Distancia, como el regional Valencia-Zaragoza, con casi una hora de retraso, el Valencia-L'Aldea-Amposta o el Madrid-Vinaròs (un servicio recuperado hace apenas una semana). Fuentes de Adif también confirmaron la supresión de los trenes de mercancías previstos durante la tarde.

No fue la única incidencia de ayer en la red ferroviaria, pues los trenes de la línea a Zaragoza también registraron retrasos por las obras entre Mora de Rubielos y Sarrión y las limitaciones de velocidad.