Las Provincias

Dos motoristas, condenados por la muerte de una menor con sus 'caballitos' en Cheste

Un motorista hace un 'caballito' en Cheste justo un día antes del accidente mortal. :: javier peiró
Un motorista hace un 'caballito' en Cheste justo un día antes del accidente mortal. :: javier peiró
  • La Audiencia de Valencia impone dos años de cárcel al joven con el que viajaba la víctima, que falleció por una caída al chocar las dos motos

valencia. Los peligrosos 'caballitos' en las noches previas a los grandes premios de motociclismo de Cheste acabaron en tragedia el 3 de noviembre de 2007. Ese día una menor perdió la vida al caer cuando la moto en la que viajaba como acompañante choco contra otra. Ambos conductores realizaban la arriesgada maniobra y ahora la Justicia cae con fuerza sobre una práctica que sigue siendo habitual pese a las prohibiciones municipales.

La Audiencia de Valencia ha condenado a dos años de prisión al conductor de la moto con el que iba la menor de 'paquete'. Impone un año y medio al segundo motorista implicado en el siniestro, que tuvo lugar en una calle de Cheste. La Audiencia confirma así una sentencia de un juzgado de lo Penal que halló a los dos jóvenes culpables de conducción temeraria, homicidio imprudente y lesiones por imprudencia, ya que una espectadora resultó herida.

Según fuentes del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV), en la calle «se había concentrado gran cantidad de gente para contemplar cómo circulaban los vehículos, formando un pasillo de pocos metros». Uno de los jóvenes condenados, que carecía de carné para conducir motos, «circulaba a gran velocidad» con el vehículo en el que iba la víctima.

Coincidió una temeridad tras otra. El conductor «realizó maniobras de levantamiento de la rueda delantera y ambos ocupantes del vehículo circulaban sin casco». El segundo motorista implicado «venía en dirección opuesta con una minibiker y realizando los mismos movimientos». En un instante la fiesta y la adrenalina dieron paso a la muerte. Ambas motos chocaron frontalmente. Según el juez, «cayeron el conductor de la motocicleta y la joven, quien se golpeó con la cabeza en el suelo y falleció». Además, una espectadora resultó herida tras sufrir una caída al evitar el impacto.

El magistrado tiene en cuenta las declaraciones de testigos y otras pruebas para concluir que tanto el fallecimiento de la joven como las lesiones de la espectadora «son causadas por la acción imprudente de ambos acusados». Es contundente al afirmar que los dos motoristas hicieron gala de una «temeridad manifiesta que supone la inobservancia absoluta de las normas más elementales de seguridad del tráfico».

Estima que el Ayuntamiento de Cheste «puso los medios» para evitar accidentes y no se le pueda achacar responsabilidad por falta de previsión. Da por válidos los carteles municipales de prohibición de hacer 'caballitos' y los que indicaban «Atención Peligro». También aprecia que hubo un considerable refuerzo de policías locales.