Las Provincias

Síntomas que indican que podrías tener diabetes

Síntomas que indican que podrías tener diabetes
  • Tener mucha sed, las encías hinchadas o estar muy fatigado sin causa aparente son algunos de los indicios de que la visita al médico es necesaria

Como cualquier otra enfermedad, la diabetes suele mostrar unos primeros síntomas o indicios de que la regulación de la insulina no se está haciendo correctamente en el páncreas. Cualquier persona podría sufrir esta enfermedad, por lo que conviene estar atento si sufre uno o más de los siguientes síntomas y consultar rápidamente con un médico, que con una simple prueba podrá detectar si existe algún problema.

Tener mucha sed o necesidad de orinar frecuentemente es el primer síntoma, ya que el exceso de glucosa en la sangre se acumula y los riñones trabajan más para filtrarlo y absorberlo. Son frecuentes también las infecciones de orina continuas, debido a que el azúcar ayuda a la proliferación de las levaduras que la provocan.

La fatiga excesiva es otro de los primeros síntomas que se manifiestan ya que el cuerpo de un diabético no tiene la insulina que necesita para que el azúcar en la sangre entre en las células, en donde se convierte en energía.

La pérdida de peso rápida e injustificada, sobre todo el los casos de diabetes 1 es normal por la eliminación excesiva de la glucosa con la orina y, por tanto, de las calorías. Así, aunque se tenga mucha hambre, no se aumenta de peso. Sin embargo, también es un factor a tener en cuentra el hecho de sufrir sobrepeso.

La visión borrosa o falta de capacidad para enfocar se podría deber a que los niveles elevados del azúcar en la sangre, que está flotando en el torrente sanguíneo, sacan líquido de los tejidos del cuerpo, incluyendo de los del cristalino de los ojos.

La sensación de entumecimiento u hormigueo en los pies se debe a que la elevación de la glucosa en la sangre que puede dañar las terminaciones nerviosas.

Encías rojas, hinchadas o doloridas son también un síntoma de alerta, debido a que, por una razón que se desconoce, la diabetes debilita la capacidad de combatir los gérmenes, por lo que las infecciones bucales, así como del trato urinario, son comunes.

Además, hay que tener en cuenta si hay antecedentes familiares de diabetes y, sobre todo, si se ha padecido diabetes gestacional, ya que en este caso las probabilidades son aumentan.