Muere Concha Císcar, catedrática jubilada de la Universitat de València

Muere Concha Císcar, catedrática jubilada de la Universitat de València

La prestigiosa profesora fue una de las primeras investigadoras de España en el campo de la pedagogía

MARÍA PILAR MUÑOZ

«La educación y la cultura son la base para la libertad e igualan a las personas». Esta es una de las frases que repetía a su alumnado y a su familia Concha Císcar Mifsud, una de las primeras profesoras universitarias de Pedagogía de España y de las primeras mujeres catedráticas de Didáctica General y Organización Escolar de la Universitat de València, fallecida a los 88 años. Y es que estos valores: educación, cultura y libertad unidos a la familia y la religión acompañaron siempre a esta mujer brillante y valiente nacida en Tavernes de la Valldigna el 8 de agosto de 1929.

Fue la primera de tres hermanas, fruto de un matrimonio de agricultores humildes en el contexto socio económico de la España de 1929. Le tocó vivir la República, la Guerra Civil, la posguerra, la dictadura y la transición con los vertiginosos cambios ideológicos y sociales que conllevaron. Más recientemente vivió la revolución tecnológica a la que nunca dudó en subirse: manejaba con destreza el ordenador gracias a las clases que recibía de su sobrina nieta, y tenía móvil y libro electrónico.

Concha Císcar fue una mujer luchadora, con una notable personalidad y valía que llevó una vida diferente a las féminas de su época. Con estudios superiores, viajera incansable, fue la primera mujer de su pueblo en tener carné de conducir.

Debido al gran potencial que tenía, su maestra y sus padres lucharon para que pudiera ir a la universidad, siempre con becas obtenidas gracias a su alto rendimiento. A ella le gustaban las ciencias, pero estudió Filosofía y Letras porque el notario del pueblo convenció a sus padres de que debía hacer una ‘carrera de señoritas’. Posteriormente se desplazó a Madrid para especializarse en Pedagogía. Allí realizó también dos cursos de doctorado y estudió la oposición por la que obtuvo plaza en la Universidad de Sevilla en 1958, donde dio clases durante 16 años. Volvió a Valencia en 1974, año también convulso en la Universidad, tras obtener la Cátedra en la Escuela de Magisterio. Leyó su tesis doctoral en Madrid en 1979.

Fue innovadora en las teorías de Didáctica General y se adelantó a la época actual en interdisciplinariedad e investigación histórica y cualitativa. Publicó muchos libros y artículos sobre Didáctica, Organización Escolar e Historia de la Educación que aún hoy continúan, más de 30 años después, citándose y estudiándose en todo el ámbito docente.

Fue capaz de transmitir el amor por la enseñanza en todas las facetas de su vida. Aún en su jubilación siguió siendo alumna, se apuntó a un máster y daba clases de alfabetización en Cáritas y en la Casa Cuna, así como conferencias en la Universidad para mayores.

Fotos

Vídeos