Las Provincias

Detienen a cuatro menores por acoso a un alumno en un instituto de Fuengirola

Los hechos sucedieron en el IES Mercedes Labrador, en la localidad de Fuengirola.
Los hechos sucedieron en el IES Mercedes Labrador, en la localidad de Fuengirola. / Iván Gelibter
  • El padre de la víctima denunció que su hijo sufría insultos y amenazas y que le habían llegado a colocar una navaja en el cuello

Sabía que a su hijo le estaba pasando algo en el instituto. Que un grupo de compañeros le hacía la vida imposible. Hasta que lo vio con sus propios ojos. La denuncia de un padre ha destapado un supuesto caso de acoso escolar en Fuengirola. La investigación, a cargo de la Policía Nacional, ha desembocado en la detención de cuatro menores que, al parecer, habrían llegado incluso a ponerle una navaja en el cuello para amenazarlo, según ha podido saber 'Diario Sur'.

Los hechos sucedieron en el IES Mercedes Labrador. Fue la propia directora del centro educativo la que, tras entrevistarse con el progenitor del alumno afectado, decidió poner los hechos en conocimiento de la comisaría fuengiroleña, que abrió una investigación para esclarecer los hechos. Los agentes citaron el mes pasado al padre del menor para tomarle declaración y averiguar qué le estaba pasando a su hijo en el centro.

Según su testimonio, el adolescente venía sufriendo insultos y amenazas por parte de tres compañeros de instituto y de un cuarto menor que estudia en otro centro. La siguiente revelación fue la que más preocupó a los policías: en una ocasión, llegaron supuestamente a colocarle una navaja en el cuello para amedrentarlo.

El padre, testigo de los abusos

El padre, al formular la denuncia, describió un episodio sufrido por su hijo del que él mismo había sido testigo y, al final, parte implicada. Según manifestó, cuando se disponía a recogerlo en el centro, al término del horario lectivo, observó cómo un chico se aproximaba hacia su hijo y, por el camino, se iba colocando la capucha de la sudadera que vestía. Al parecer, tras abordarlo, lo amenazó y trató de golpearlo, siempre según las fuentes consultadas.

Al ver la escena, el padre salió del coche y se dirigió inmediatamente al lugar donde se encontraban los dos menores. Según contó a los agentes, el supuesto acosador se marchó al verlo llegar, pero antes lo miró desafiante y le dijo: "¿Y tú qué? ¿Me vas a tocar? Ándate con cuidado tú también". A la vista del testimonio del progenitor y de las pesquisas realizadas, agentes de la Policía Nacional detuvieron a cuatro menores de edad que están siendo investigados por un presunto delito de amenazas graves, según las fuentes.

Paralelamente, la dirección del instituto activó el protocolo contra el acoso escolar y tomó medidas internas inmediatamente, como el cambio de clase, el asesoramiento y la orientación educativa. Al concluir el expediente, el centro resolvió aplicar también medidas disciplinarias y expulsar durante varios días a los alumnos denunciados.